El grupo, que está compuesto por Taboo, will.i.am y Apl.de.ap, espera poder visitar Puerto Rico el próximo año. (Suministrada)
El grupo, que está compuesto por Taboo, will.i.am y Apl.de.ap, espera poder visitar Puerto Rico el próximo año. (Suministrada)

El grupo estadounidense Black Eyed Peas está de regreso a la escena musical con la nueva producción discográfica “Translation”, disco que sale al mercado hoy, y que cuenta con una gran influencia de la música urbana latina.

Artistas como los puertorriqueños Ozuna y Nicky Jam, así como El Alfa, Becky G, J Balvin y Shakira son algunos de los colaboradores de este nuevo álbum en “spanglish”, con el que la agrupación celebra la influencia latina en su música.

“Nosotros somos de Los Ángeles y crecimos apreciando la música latina, la música de México, de Colombia, de Cuba. Desde Celia Cruz a Tito Puente, la música latina formó parte de nuestras influencias cuando estábamos creciendo. Con este disco, queremos celebrar esa comunidad latina y devolverle todo lo que ella nos ha dado en estos más de 20 años de trayectoria”, expuso Taboo.

Pero esta producción discográfica hace algo más. Y es que reconoce el poder que está teniendo la música urbana a nivel global. Muestra de ello han sido los primeros sencillos en promoción del disco: “Ritmo” (grabado con J Blavin), “Mamacita” (junto a Ozuna y J Rey Soul) y “No mañana” (en el que participa El Alfa), que han ocupado las primeras posiciones en las listas de música desde su lanzamiento.

“La música latina es ahora mismo la música de mayor inspiración en el planeta. Hay muchos artistas en el mundo y diversos tipos de música, pero de toda, la más eléctrica, la más vibrante, la que hace a la gente vibrar y sentirse feliz, sentirse bien, sentirse vivo, es la música latina. De eso no hay duda”, sostuvo el rapero, productor y compositor will.i.am, miembro fundador de la banda.  

Como es característico de la propuesta de Black Eyed Peas, “Translation” es un disco donde se fusionan elementos del hip hop, trap y reguetón, con un poco de afrobeat, pop y dance, creando una mezcla que trata de rehuir de las clasificaciones musicales. “Lo que quisimos fue que tuviera nuestro estilo, pero con las melodías, las ideas y la energía de la música latina”, sostuvo el otro integrante, Apl.de.ap.

Taboo, por su parte, señaló que lo más que le gusta de esta nueva propuesta de la banda es que cada artista que colaboró lo hizo en su idioma sin la necesidad de traducir. “Todos los artistas latinos cantaron en español y eso me gustó porque así nosotros podemos ser el puente para que este pop urbano latino llegue a Inglaterra, a Francia, a Alemania donde todavía no hay muchas canciones en español. Nosotros con ‘Translation’ queremos ser el puente”, dijo.

Transición

Desde que Black Eyed Peas se reformuló en el 2017 -tras la salida de la cantante Fergie- y se convirtió en un trío, sus integrantes will.i.am., Taboo y Apl.de.ap, se dieron a la tarea de buscar una nueva identidad musical para el grupo sin perder la esencia de su propuesta. Tras ocho años sin lanzar un disco, The Black Eyed Peas presentó en el 2018 el disco, “Masters of the Sun Vol.1”, con el que dejó establecido que era posible continuar el proyecto sin la necesidad de un cuarto integrante.

Previo a este álbum el grupo enfrentó un periodo difícil, no solamente por la salida de Fergie, sino porque Taboo fue diagnosticado con cáncer, el cual luego de diversos tratamientos logró superar.

“Creo que lo que aprendimos en esos ocho años que estuvimos sin grabar es que lo que habíamos logrado hasta el 2011 fue un regalo. Estar alejados por ocho años quizás no fue la movida más inteligente y quizás no lo debimos haber hecho, pero fue un espacio de tiempo necesario para sanar y para darnos cuenta de lo afortunados que hemos sido de tenernos como amigos”, compartió will.i.am.

left
left

Apl.de.ap agregó que ese periodo también les sirvió para echar los egos a un lado y regresar a la música, no pensando en la fama, sino más bien en la pasión de hacer lo que aman. “Cuando lanzamos ‘Masters of the Sun Vol.1’ lo hicimos no para volver donde estábamos en el 2011, sino aceptando que ahora somos un trío, que vamos a continuar caminando, vamos a cambiar la narrativa y vamos a interpretar música para la gente no importa la magnitud de lo que logremos. Estamos haciendo lo que amamos y lo que nos apasiona”, subrayó.

Taboo, en tanto, agradeció el estar vivo y estar nuevamente con sus “hermanos” enfocado en la música, que es su mejor medicina.

Respalda el movimiento Black Lives Matter

Desde que la agrupación inició en 1995 ha tratado de hacer música que de alguna forma u otra sea pertinente para la sociedad. En momentos en que Estados Unidos enfrenta multitudinarias protestas de ciudadanos que abogan por el fin del racismo sistémico y que más personas se unen al movimiento antirracista Black Lives Matter, la agrupación respalda cualquier esfuerzo dirigido en erradicar el racismo y la desigualdad.

Black Lives Matter está haciendo un trabajo maravilloso, luchando por la igualdad, exigiendo una reforma policiaca, una reforma judicial, y creando conciencia en el mundo de que hay cosas que todavía no se han resuelto Nosotros apoyamos su esfuerzo, así como el de la organización (de derechos civiles) Color of Change. Como un hombre negro en Estados Unidos, desafortunadamente me acostumbré a que no haya justicia, a que los niños de comunidades pobres no reciban la mejor educación. Nos acostumbramos a policías asediando a ciudadanos negros y a otros no blancos. Y es algo muy jodido acostumbrarse a la injusticia”, señaló will.i.am., toda vez que opinó que lo mejor que pueden hacer los artistas y otras figuras públicas en este momento es respaldar y apoyar los cambios en esas comunidades marginadas que sufren directamente las consecuencias de ese racismo sistémico.

“No podemos esperar por el ‘señor gringo’ para que arregle a nuestras comunidades cuando puedes tratar de hacer tu parte y ser parte de un cambio”, opinó el artista.

El rapero fundó en el 2009 la fundación i.am.angel, una entidad sin fines de lucro con la que ha brindado diversas ayudas a los estudiantes de escuela superior de Boyle Heights en Los Ángeles,  una comunidad de clase trabajadora y bajos ingresos, donde se crió y con la que está comprometido. La organización otorga anualmente becas universitarias, así como oportunidades en educación STEAM (ciencia, tecnología, ingeniería, artes y matemáticas). Black Eyed Peas espera visitar Puerto Rico el próximo año para presentar oficialmente su nuevo disco.