Viola Davis interpreta a Nanisca.
Viola Davis interpreta a Nanisca. (Ilze Kitshoff)

Tener a Viola Davis encabezando el elenco de “The Woman King”, largometraje de Sony Pictures que estrenó esta semana en los cines de Puerto Rico, es su mejor recurso. Al igual que en el resto de su ecléctica filmografía, la actriz logra ser el eje dramático, impredecible y fascinante de todas sus escenas. Aún así la película aspira a algo más complejo que ser un vehículo para los talentos de Davis.

Esto es evidente en la escala de la trama. El filme busca deslumbrar al espectador dramatizando eventos de la historia de África en el siglo 18 que nunca se han visto en la pantalla grande. El guión de Dana Stevens coloca al público en el centro de una guerra civil, donde la monarquía de Dahomey se rehúsa a participar del tráfico de esclavos de África hacia las Américas. Su defensa táctica ante los ataques por asumir esta postura es un escuadrón de guerreras conocidas como las Agoije. Davis interpreta a Nanisca, su general.

Uno de las cosas más interesantes de la película es que su trama central no sea la jornada tradicional del héroe. Eso le toca al personaje de Nawi (Thuso Mbedu), una huérfana que prefiere ir a la guerra que quedar atrapada en una transacción matrimonial. El libreto utiliza a Nanisca como un punto de partida para explorar cómo puede existir alguien como ella y su ejército en una sociedad que continúa traficando en las convenciones del patriarcado. Mientras que Nawi entrena, el público puede apreciar la hermandad y el sacrificio que empuja la ferocidad de las Agoije en todas sus facetas de vida.

Cómo se entrelazan las historias de estas dos mujeres resulta en una épica histórica que justifica y aprovecha al máximo sus secuencias de batalla, pero encajona a las protagonistas con convenciones melodramáticas trilladas. La riqueza de la propuesta audiovisual de la directora Gina Prince-Bythewood no puede hacer nada con la simpleza de la premisa del libreto. Antes de poder conectar con todo su poder cada mujer tiene que enfrentar un trauma. El de Nanisca esta atado a su pasado, mientras que el de Nawi a punta hacia el tener la posibilidad de un futuro vivido a plenitud.

Decir que Davis se merece mejor que esto no es del todo cierto. El valor de producción de “The Woman King” es de primera y su trama carga con un pulso dramático visceral. Lo que si resulta frustrante es que todo esto es facilitado alrededor de un viraje dramático forzado que choca con el nivel de veracidad de las interpretaciones de Viola Davis y el resto del elenco.

💬Ver comentarios