Según el Titular de COSSEC, el estado de derecho aplicable en Puerto Rico no le prohíbe a instituciones financieras depositarias que ofrezcan sus servicios y productos a personas que no tengan número seguro social. (Archivo / GFR Media)
Emilio Torres Antuñano, presidente ejecutivo de COSSEC, indicó que “la obtención de este tipo de fondos en un momento como el que atrevesamos es vital para el sostenimiento y optimización de las cooperativas".

La Corporación Pública para la Supervisión y Seguro de Cooperativas de Puerto Rico (COSSEC) anunció hoy que las cooperativas de ahorro y crédito en Puerto Rico podrán acceder a las asignaciones presupuestarias contenidas en el nuevo paquete de estímulo económico federal que busca conseguir la revitalización de comunidades de bajos y moderados recursos en los Estados y Puerto Rico.

Este anuncio viene acompañado de una iniciativa conjunta entre COSSEC, Inclusiv (anteriormente conocida como la Federación Nacional de Cooperativas de Crédito para el Desarrollo Comunitario) y la Asociación de Ejecutivos de Cooperativas de Puerto Rico (ASEC) para promover la preparación de las cooperativas con el fin de que puedan recibir dichos fondos.

Dicho proyecto de ley, firmado recientemente por el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, asigna una partida de $3 mil millones para fortalecer la capacidad técnica y el impacto comunitario de las instituciones financieras de desarrollo comunitario en comunidades afectadas por la pandemia del COVID-19. Las cooperativas de ahorro y crédito en la isla son elegibles para recibir estos fondos para fortalecer su capacidad de atender las necesidades financieras de las comunidades a las que sirven.

Esta masiva asignación de fondos es la más grande en la historia del Fondo de Instituciones Financieras de Desarrollo Comunitario (CDFI Fund) del Departamento del Tesoro Federal, entidad encargada de manejar estos programas de desarrollo económico.

“Esta histórica asignación de fondos ayudará grandemente a las cooperativas. Es una muestra de la importancia de promover acuerdos de colaboración con los distintos organismos del movimiento cooperativo, que resulten en beneficio para las cooperativas y para Puerto Rico”, expresó la licenciada Glorimar Lamboy, presidenta de la Junta de Directores de COSSEC.

Por su parte, Emilio Torres Antuñano, presidente ejecutivo de COSSEC, indicó que “la obtención de este tipo de fondos en un momento como el que atrevesamos es vital para el sostenimiento y optimización de las cooperativas de ahorro y crédito. Es también una oportunidad para que las cooperativas que no cuentan con la acreditación CDFI (Instituciones Financieras de Desarrollo Comunitario, por sus siglas en inglés) gestionen la misma”.

La asignación de $3 mil millones se divide en tres partidas: $1.25 mil millones que están destinados exclusivamente a las organizaciones que cuentan con la certificación CDFI; $500 millones que están destinados a expandir las rondas de becas CDFI tradicionales; y $1.25 mil millones están dirigidos a becas para instituciones financieras que sirven a comunidades minoritarias, incluidas las cooperativas de ahorro y crédito de Puerto Rico. En Puerto Rico, 17 cooperativas de ahorro y crédito cuentan con la certificación CDFI.

“La inclusión de las Instituciones Financieras de Desarrollo Comunitario en este segundo paquete de estímulo económico federal es un reconocimiento al rol crucial que éstas juegan en nuestras comunidades. Las cooperativas de ahorro y crédito son por definición CDFIs, y estos recursos les permitirán aumentar su capacidad para atender las necesidades de las comunidades que atienden”, dijo Pablo DeFilippi, vicepresidente ejecutivo de Afiliación y Relaciones Institucionales de Inclusiv.

Como parte de este esfuerzo de orientación a las cooperativas para acceder a los fondos, COSSEC, Inclusiv y ASEC informarán a las cooperativos sobre los requerimientos y procesos para solicitar dichos fondos, sus usos, y los aspectos relacionados al cumplimiento con la reglamentación federal.

“Estamos muy emocionados ante la posibilidad de allegar más recursos para nuestras cooperativas que sin duda redundarán en mayor actividad económica e impacto en las comunidades que servimos. En ASEC estamos comprometidos con el desarrollo de alianzas estratégicas que beneficien al sector cooperativo. Nuestras alianzas de colaboración con Inclusiv y con COSSEC nos han preparado para facilitar el recibo de estos fondos. Estamos orgullosos de la respuesta afirmativa de nuestros asociados en explorar y adquirir la certificación CDFI para sus cooperativas; clara demostración de que somos un Movimiento Cooperativista que constantemente y sin descanso persigue mejorar la calidad de vida de nuestra gente”, dijo Eddie Alicea Sáez, presidente de la Junta de Directores de la ASEC.

COSSEC, Inclusiv y ASEC han trabajado en conjunto con el propósito de dirigir recursos estatales, federales y de la filantropía para potenciar la labor comunitaria de las cooperativas de ahorro y crédito del país, canalizando casi $10 millones en fondos de asistencia técnica y financiera a través del CDFI Fund. Esta iniciativa representa una continuación de dicha labor en beneficio del país y de sus comunidades más marginadas.