(semisquare-x3)
Jomar Martínez, presidente y CEO de la Puerto Rico Federal Credit Union, aseguró que dado el alto volumen de autos financiados, pactaron con siete “dealers” que le hacen concesión de precios. (Suministrada)

En vez de limitarse a ofrecer préstamos a intereses competitivos, la cooperativa de ahorro y crédito Puerto Rico Federal Credit Union ha optado por fungir como agente de compras para los socios que estén en busca de un auto nuevo.

La estrategia, en solo un año, ha llevado a la institución a experimentar un crecimiento de más del doble en la cantidad de dinero prestada respecto al año anterior, de acuerdo con Jomar Martínez, presidente y principal oficial ejecutivo de la Puerto Rico Federal Credit Union.

“Además de que venga aquí a buscar financiamiento, orientamos al socio acerca de qué tipo de auto le conviene según la calidad del vehículo y la capacidad económica. Le buscamos al socio el mejor de los precios”, explicó Martínez. Por eso, cuentan con herramientas que les permiten comparar los precios de las distintas marcas y modelos.

Para lograr descuentos en los precios de los vehículos, la cooperativa con sede en San Juan tiene acuerdos con siete concesionarios de autos nuevos del área norte y este de la isla. “Los ‘dealers’ nos hacen concesiones de precio por el volumen de autos que estamos vendiendo”, dijo el ejecutivo, quien agregó que los descuentos pueden variar según la marca y tipo de vehículo.

Martínez aseguró que el descuento en el precio del vehículo, en conjunto con préstamos de autos cuyas tasas de interés comienzan en 2.49% de tasa de porcentaje anual (APR, en inglés), ha resultado atractivo para los socios. “Consigues un buen precio y una baja tasa de interés y la persona sale ganando, pues nuestra meta es que la persona pague por el vehículo lo menos posible”, sostuvo.

Tanta ha sido la aceptación del público, según Martínez, que el año pasado otorgaron préstamos que totalizaron $49 millones, de los cuales $29 millones fueron en préstamos de autos. “Estamos hablando de una cooperativa que hacía entre $18 millones y $20 millones al año en total de préstamos”, dijo.

Ante el éxito de la iniciativa, la cooperativa se prepara para empezar a hacer lo mismo con autos usados certificados (“certified pre-owned”) durante el último trimestre de este año.

Otro de los planes de la Puerto Rico Federal Credit Union -que cuenta con 35 empleados, $148 millones en activos y 21,000 socios-, es renovar su plataforma de banca por internet y lanzar una aplicación para dispositivos móviles, adelantó Martínez.

Actualmente, a través de la plataforma en línea los usuarios pueden llenar la solicitud para hacerse socios y solicitar préstamos, así como verificar balances, manejar sus cuentas y realizar pagos. “La vamos a modernizar, que sea una plataforma de manejo de finanzas personales. En la nueva plataforma podrás, por ejemplo, analizar tus cuentas y realizar cómputos de deuda y liquidez. La aplicación móvil será el complemento de la plataforma de banca en línea”, explicó.

El ejecutivo espera que la renovada página de banca en línea y la aplicación sean lanzadas a principios de 2020.

La institución sin fines de lucro dará más detalles sobre sus planes y proyectos durante su Asamblea Anual de Socios, que tendrá lugar hoy, a las 11:30 a.m., en El San Juan Hotel, en Isla Verde.

Recordó que la Puerto Rico Federal Credit Union fue creada en 1960 por empleados de la Telefónica. Es una cooperativa puertorriqueña que opera asegurada federalmente bajo la National Credit Union Administration. Presta servicios a toda persona que resida, trabaje, estudie o realice alguna gestión en San Juan, así como a empleados, jubilados o familiares de trabajadores de 40 instituciones, entre ellas Claro, el Senado y el San Juan Marriott Resort & Stellaris Casino.


💬Ver 0 comentarios