(semisquare-x3)
(GFR Media)

El alza en el precio de los medicamentos ha sido constante a través de los años, lo que va en perjuicio de los pacientes, y hasta ahora poco o nada se ha logrado para frenar dichos aumentos.

En el 2018 el mercado de medicamentos en Puerto Rico alcanzó los $3,863 millones, un alza de 20% en tan solo cuatro años.

Estudios de la Universidad de Pittsburgh han señalado que el incremento en el precio de las medicinas no obedece necesariamente a la formulación de terapias costosas o a mejoras de los medicamentos existentes, sino que se relacionan con los beneficios que le otorgan las compañías manufactureras a las aseguradoras a través de los “rebates”.

Los “rebates” rondaron los $150,000 millones, lo que representa un 40% aproximadamente del precio de lista de los medicamentos. Eso explicaría, según el estudio, el por qué el precio de insulina se triplicó desde el 2002 al 2016, y no necesariamente se deba a los costos de Investigación y Desarrollo (R&D), ya que una vez la Administración Federal de Drogas y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) aprueba un medicamento, no hay muchos más costos que añadir.

Pese a que en Puerto Rico, los precios de muchas medicinas son altos, en países como Canadá, República Dominicana, Chile o México, por mencionar algunos, son más económicos.

“Definitivamente son más costosos en Puerto Rico que en Canadá y otros países. Recuerda que las farmacéuticas no tienen restricción en cuanto al precio que pueden ponerle a los medicamentos”, dijo Vanessa Vanga, administradora de Farmacia Vanga en Carolina.

Vanga indicó que esa diferencia en precios hace que algunos pacientes corran el riesgo de comprar medicinas por internet de lugares como Canadá, con tal de generar ahorros. Mencionó que hay medicamentos para la hepatitis que en Canadá cuestan $100 y en Puerto Rico pueden estar a 10 veces más. “Así hay montones de ejemplos”, comentó.

Para Linda Ayala, directora ejecutiva de la Asociación de Farmacias de Comunidad (AFC), indicó que el hecho de que los PBM no estén regulados en Puerto Rico abona a que las medicinas sean más caras que en otros países de América Latina o Canadá son varias, ya que estos, según ella, se quedan con los “rebates” y no los comparten con las farmacias ni con los pacientes.

Por su parte, Jason Borschow, presidente de Abarca, uno de los principales PBM en la isla, aseveró que aunque puede que haya PBM’s que no pasen los beneficios, en su caso Abarca sí le pasa el 100% a sus clientes, que son las aseguradoras y los patronos.

Otra razón que esbozó Ayala para el alza en Puerto Rico es la Ley Jones, que obliga a transportar la mercancía en barcos americanos, que son la marina mercante más cara del planeta. señaló que, aunque los genéricos son más baratos que los de marca, algunos también se han encarecido en años recientes.

Mientras, Raúl Rodríguez, presidente de Droguería Betances, sostuvo que la diferencia en precios tiene que ver con el poder adquisitivo de los países. “Si un medicamento cuesta $20, tal vez en República Dominicana o Haití no lo puedan pagar y la manufacturera allá le baja el precio; pero en Estados Unidos o en Puerto Rico ese mismo producto lo vende más caro”.


💬Ver 0 comentarios