Los artículos para desinfección personal y del hogar, como los jabones antibacteriales, están cobijados por la orden de congelación de precios del DACO. ( Archivo)

Al momento, el Departamento de Asuntos del Consumidor (DACO) solo ha impuesto dos multas a comercios por incumplir con la orden de congelación de precios de artículos de primera necesidad, emitida desde el pasado 28 de febrero ante la propagación mundial del coronavirus Covid-19.

“Hemos hecho 247 visitas a comercios desde el 28 de febrero y hemos encontrado dos violaciones que conllevaron multas”, explicó hoy Carmen Salgado Rodríguez, secretaria del DACO. Informó que una fue impuesta esta semana y otra, la semana pasada, pero no reveló detalles acerca de los nombres y ubicación de los comercios multados.

La Orden 2020-005 del DACO congeló los precios de productos necesarios para prevenir el contagio o para el tratamiento del Covid-19, lo que incluye desinfectante de manos, artículos para desinfección personal y del hogar, pañuelos desechables, mascarillas, alcohol isopropílico, guantes de vinil, medicamentos con acetaminofén o ibuprofeno y medicamentos anticatarrales. Esto quiere decir que deben vender estos artículos al precio regular que tenían al momento de emitirse la orden de congelación.

Salgado detalló que ambas infracciones se dieron cuando los comercios recibieron productos que no habían vendido antes, ya sea porque es de otro tamaño o de otra marca, y como no tienen en sus sistemas un precio anterior al que le aplicó la orden de congelación, le ponen un precio alto.

La funcionaria recalcó que “la orden establece que cuando un comercio reciba un producto nuevo, el precio no puede pasar del 30% del margen de ganancia”.

“Esto se hace para mantener que el comercio no tenga que detener la orden de un producto nuevo que compró porque no tiene un precio anterior. Entendemos que un 30% de margen de ganancia es razonable”, apuntó Salgado.

Indicó que los comercios se exponen a multas de hasta $10,000. Agregó que el monto final de la multa no ha sido fijado aún, pues una vez el comercio recibe un aviso de infracción, tiene 20 días para solicitar y acudir a una vista ante un juez de fisca del DACO para defenderse y presentar evidencia. Al final de ese proceso es que se adjudica el monto final de la multa, cálculo para el que se toma en consideración la violación incurrida, así como el tamaño del negocio, que se mide por volumen de ventas y cantidad de empleados.

Salgado informó que su agencia ha destacado entre 20 a 30 empleados al día, desde que se emitió la orden, a visitas a comercios en busca de posibles infracciones a la orden de congelación de precios, que se emite para proteger al consumidor de alzas exorbitantes en los costos de artículos de primera necesidad en casos de emergencia.

A los consumidores, la secretaria los instó a reportar posibles incumplimientos a la orden llamando a la agencia al 787-722-7555, en la página web www.daco.pr.gov o en las cuentas en redes sociales Facebook y Twitter Daco a tu favor. Para facilitar la labor de los inspectores, aconsejó a los consumidores enviar una foto con la posible violación a la orden, junto al nombre del comercio, pueblo donde ubica y fecha del incidente.


💬Ver 0 comentarios