Los inspectores de DACO realizaron un operativo el pasado 21 de enero. (Ramón “Tonito” Zayas)

El Departamento de Asuntos del Consumidor (DACO) multó a la empresa Empire Gas por incumplir con varias órdenes de la agencia relacionadas al precio del gas licuado.

De acuerdo con DACO, las faltas fueron impuestas luego de que inspectores realizaron un operativo para fiscalizar la venta de gasolina y gas licuado en Puerto Rico, para corroborar que los precios estuviesen dentro del margen de ganancia.

La primera multa a Empire Gas es de $2,800 por siete violaciones a la Orden 2014-008, en relación a la notificación de aumento de precio. Cada día que transcurra desde la notificación de esta multa será considerado como una violación adicional por lo que aumentaría el monto a pagar. La segunda multa fue de $10,000, el máximo que la Ley Orgánica le permite imponer al DACO, por incumplimiento con el Requerimiento de Información remitido el pasado 21 de enero. DACO indicó que pudieran emitirse multas adicionales de continuar el incumplimiento.

En la comunicación de la dependencia se señala que los inspectores recorrieron los comercios y el jueves, 21 de enero hicieron un pedido de información a la empresa.

“Ciertamente, la Empire Gas nos notificó un aumento de precio; pero esa notificación de manera alguna cumple con los criterios establecidos en nuestra Orden 2014-008. Tan es así que ni siquiera informaron de cuánto es el presunto aumento. El aumento, de haberse implementado, es a todas luces ilegal y si el mismo viola el margen máximo permitido, ello pudiera dar lugar a multas y sanciones adicionales”, sostuvo el secretario designado Edan Rivera Rodríguez.

Esta no es la primera vez que el DACO multa a Empire Gas por aumentar los precios del gas sin notificarlo previamente a la agencia, como mandata la ley. Sin embargo, al final, la dependencia gubernamental le ha condonado parte del monto de esas multas impuestas. Y peor aún, el DACO, que debe velar por la protección del consumidor, no ha obligado a la empresa a resarcir a los consumidores por el tiempo en que estos pagaron a sobre precio el producto.

Rivera Rodríguez indicó que, dado que la compañía no ha provisto la información que venía obligada a someter, no se puede determinar si el aumento en el precio de venta del gas licuado se encuentra dentro del margen bruto de ganancia que congeló el DACO en virtud del estado de emergencia a consecuencia del COVID-19.

El secretario designado señaló, tras el operativo la pasada semana, “además de la presencia que tuvimos en la calle, remitimos requerimientos de información a los mayoristas, entre ellos Empire Gas. La compañía también incumplió en proveernos la información solicitada, y eso dio lugar a la segunda multa emitida”.

💬Ver comentarios