La controversial fórmula se estableció con el objetivo de distribuir equitativamente las pérdidas por la reducción en el consumo de leche fresca entre todos los ganaderos. (GFR Media)

La controversia sobre la fórmula que está utilizando la Oficina para la Reglamentación de la Industria Lechera (ORIL) para el pago de leche a los ganaderos llegó a la Asamblea Legislativa, donde la Cámara de Representantes aprobó ayer una resolución ordenando al administrador de esa agencia a revertir su determinación.

La Resolución Conjunta de la Cámara 495 fue aprobada por unanimidad y dispone que el administrador de ORIL debe dejar sin efecto su orden administrativa hasta que se realice un estudio que establezca la necesidad de una nueva fórmula.

La pieza ordena además al administrador de la Oficina, Jorge Campos, a que realice el estudio y someta sus resultados a la Asamblea Legislativa.

La controvertida fórmula de ORIL se estableció luego del paso del huracán María por la isla en octubre de 2017, con el proclamado objetivo de distribuir equitativamente las pérdidas por la reducción en el consumo de leche fresca entre todos los ganaderos.

Se establece en el texto de la resolución —de la autoría del presidente de la Comisión de Agricultura de la Cámara, Joel Franqui— que antes del huracán, el pago y distribución del dinero se hacía a base de unos niveles preestablecidos para los ganaderos, según el rendimiento de su producción y un sistema de cuotas.

Luego de la orden administrativa, el método que se está utilizando para el pago a los ganaderos es el denominado como “pago único” o “pago ponderado”. Esta fórmula agrupa a todos los grupos de ganaderos en un mismo nivel y distribuye el ingreso de las ventas entre estos en forma proporcional a su producción.

Pugna de ganaderos

Un grupo de ganaderos ha objetado el nuevo sistema, reclamando que sus ingresos han mermado como resultado de la aplicación de la fórmula.

El representante acompañó su resolución con copia de un documento con unas 115 firmas de ganaderos que rechazan la fórmula actual. El documento, con fecha del 8 de mayo de 2019, está dirigido al administrador de ORIL y es una solicitud para que “derogue la Orden Administrativa 2019-19”.

Por el otro lado de la controversia está el sector de ganaderos que componen la Cooperativa de Productores de Leche (Copple) y los portavoces de ese sector en la Asociación de Agricultores.

“Es lamentable que la Comisión de Agricultura cameral haya llegado a conclusiones sin haber celebrado vistas públicas y sin haber considerado las recomendaciones fundamentadas en los estudios que ha hecho el sector de lecheque representa a todos los ganaderos”, dijo en declaraciones escritas el presidente del sector, Manuel Enrique Martínez.

“Nos reiteramos en la importancia y necesidad para el sector que el método de pago que se establezca debe distribuir de forma equitativa el ingreso producido por la venta de leche cruda que se usa para manufacturar todos los productos lácteos fluidos y derivados. Esto no puede ocurrir a expensas de unos ganaderos y otros no”,afirmó.

Reacciona ORIL

El administrador de ORIL señaló por su parte que la resolución no especifica la fórmula a utilizar, e informó que la debatida orden administrativa expira el 12 de junio.

“La ORIL se encuentra en medio de una investigación que recoge el efecto de esta orden en los componentes de la industria lechera”, dijo, indicando que para esos efectos ha citado a las figuras principales de la industria a una vista ejecutiva.

Campos anunció además que está realizando un “estudio económico exhaustivo”, y que cuando esté finalizado, citará a vistas públicas para luego emitir una nueva orden de precios.


💬Ver 0 comentarios