No solo los regalos obtenidos en sorteos deben ser tributados a Hacienda, pues los llamados “unboxing”, donde la persona recibe mercancía a cambio de que publique y reseñe el contenido en Internet también tributan. (Shutterstock)

La alegría de ganar un premio en un concurso de televisión o redes sociales, o recibir mercancía gratis a cambio de hacer un “unboxing” en internet, viene acompañada de la responsabilidad de incluir lo recibido como ingresos en la próxima planilla que radique el individuo en el Departamento de Hacienda.

💬Ver comentarios