(horizontal-x3)
Desde la izquierda, Vicente Suárez Matienzo, Diego Suárez Matienzo y Don Diego Suárez Sánchez y Andrea Sofía García Toro. Al centro, el libro “Vicente Suárez Álvarez, El Legado”. (Vanessa Serra Díaz)

En el ecosistema de empresas familiares tiende a ser imposible separar las narrativas que se van forjando en el día a día. Se entretejen los temas empresariales con los familiares, los sociales, los económicos y los políticos que moldean el destino de cada empresa del país.

Una de ellas es V. Suárez & Co., fundada en Puerto Rico para el año 1943, y cuya historia quedó plasmada en el libro “Vicente Suárez Álvarez, El Legado”, escrito por la historiadora y consultora en el sector del vino para la industria local, Andrea Sofía García Toro, bisnieta de Don Vicente; y editado por Andrés Palomares, de Publicaciones Puertorriqueñas.

En síntesis, esta es una historia de amor familiar, de patriotismo, es el relato de la vida del empresario Vicente Suárez Álvarez, y el recuento de la ruta que recorrió a lo largo de su vida para dejar un legado.

“Todo árbol se conoce por sus frutos. Mi padre fue el árbol del cual hoy vemos sus frutos: una empresa exitosa y una familia que celebra la grandeza de ser familia”, declaró Diego Suárez Sánchez, conocido como Don Diego, actual patriarca de la familia Suárez y presidente de la Junta de Directores de V. Suárez & Co.

En entrevista con El Nuevo Día, cuatro generaciones de los Suárez celebraron y recordaron los valores empresariales y familiares que Don Vicente les inculcó: perseverancia, humildad, buen trato a clientes y empleados, amor por la familia y por las cosas bien hechas.

Un salto trasatlántico

Fue en el 1909 cuando Don Vicente, a sus escasos 14 años, llegó a Puerto Rico procedente de aldea de Tox, en la ciudad de Asturias, ubicada en la costa norte de España. Habían pasado pocos años del cambio de soberanía en Puerto Rico, y ya despuntaba la primera clase de emprendedores familiares, muchos de ellos descendientes de emigrantes españoles.

De cuna humilde y con educación primaria, dedicó los primeros años de su estancia en Puerto Rico a trabajar con su tío en el Colmado Villamil, en Río Piedras, donde además dormía entre las estibas de arroz. Pasaron largos años antes de lograr ganarse su lugar en el mundo empresarial.

De hecho, el libro en sí es un importante legado para el país, pues recoge el contexto histórico y económico puertorriqueño que fraguó a esta familia empresarial y sobre el cual los Suárez, así como otras familias españolas, influyeron grandemente.

Sus páginas son un gran aporte al conocimiento y la divulgación de la historia comercial y familiar gracias a una meticulosa investigación, tanto de los aspectos privados de la familia como de las condiciones sociales y políticas de la España y Puerto Rico de principios de siglo.

Para la autora del libro, esta obra es un tributo a su bisabuelo y a Puerto Rico.

“Todos los caminos míos académicos y personales me han traído a este momento, pero más que nada mi corazón hacia mi familia y hacia mi bisabuelo”, admitió García Toro, quien tuvo que adentrarse en archivos públicos y en los documentos privados de la empresa para entretejer la historia de esta familia empresarial, además de realizar múltiples entrevistas a sus más allegados, los tres hijos de Don Vicente: Diego Suárez Sánchez; Vicente “Cuco” Suárez Sánchez; y su abuela, Virginia “Cuca” Suárez Sánchez, quienes además de convivir, tuvieron la oportunidad de trabajar con Don Vicente.

García Toro es egresada del Instituto Ortega y Gasset en Madrid con una maestría en Cultura Contemporánea y Gestión Cultural, también de la Universidad de Villanova en el estado de Pensilvania, donde concluyó un grado en Historia en la Conquista de América. Fue su trayectoria académica la que la ayudó a ir descubriendo la historia de su familia desde la óptica de los grandes movimientos políticos y económicos que vivía España y la Europa de su bisabuelo.

“Todo este trasfondo de la historia de la emigración, del coraje y la valentía que tiene todo aquel que emigra me conducía a pensar en mi bisabuelo”, reflexionó García Toro.

Pero más allá de la vida de su bisabuelo, el texto de su autoría recoge la historia comercial de la primera mitad del siglo pasado en Puerto Rico, cuando “los negocios se cerraban con un estrechón de manos”, afirmó Vicente Suárez Matienzo, hijo menor de Don Diego, vicepresidente senior de Ventas de V. Suárez & Co. y miembro de la tercera generación familiar.

Además, en el develado de la evolución empresarial de la familia, se va narrando la historia comercial de la primera generación de marcas de productos comerciales españoles, europeos y norteamericanos que tuvieron gran impacto en la vida popular de los consumidores puertorriqueños durante la segunda mitad del siglo pasado.

Se recoge también la historia de una familia que siempre ha estado vinculada al bien social de Puerto Rico, como su apoyo a la campaña publicitaria de los años 70 contra la basura en la calle, “Enceste”; sus aportaciones a organizaciones como la Ciudad Deportiva Roberto Clemente, Fondos Unidos, Museo de Arte de Ponce, Museo de Arte de Puerto Rico; y la reducción de su huella ambiental por medio de la instalación de placas solares y un programa corporativo de reciclaje.

En el entretejido de esa narrativa histórica y comercial, discurre también la narrativa de familia, que al igual que Don Vicente, todavía cruza el Atlántico para conectarse con su comarca en Asturias, la tierra y la sangre que les le dio la vida en el Viejo Mundo. Allá en Asturias, se yergue aún la elegante “Villa Mayagüez”, en honor al pueblo natal de la esposa de Don Vicente, Virginia Sánchez Martínez.

“La historia de mi bisabuelo es una historia de superación, de perseverancia, pero también de humildad, que me gustaría compartir con todoPuerto Rico. Si logro inspirar a un puertorriqueño con la historia de Don Vicente Suárez Álvarez es para mí mucho. Una historia inspiradora para Puerto Rico que ahora atraviesa un momento de tantos retos y oportunidades”,añadió la autora.

Rescate a los recuerdo

Esta obra, que recoge la evolución empresarial de una familia que supo adaptarse a los cambios, profesionalizarse y diversificarse, tuvo su génesis gracias a la inquietud de otro historiador -aficionado- de la familia, el Lcdo. Alberto Luis Toro Suárez, nieto de Don Vicente, y actual secretario y director de V. Suárez & Co.

“No queríamos perder la historia de la familia y la idea comenzó como un folletito y terminó tomándonos dos años y un libro de casi 400 páginas”, comentó Diego “Diegui” Suárez Matienzo, presidente y principal oficial ejecutivo de V. Suárez & Co., también parte de la tercera generación.

Para Vicente Suárez Matienzo, el libro también “permite que la cuarta y la quinta generación conozcan la historia de esta familia para que nunca den las cosas por sentado, para nunca olvidar de dónde uno viene”.

“No todo en la vida viene fácil. Las cosas hay que buscarlas, no están a la vuelta de la esquina”, agregó Diego, quien subrayó que “hay que respetar el pasado y aceptar el futuro… este libro da la esperanza de que Puerto Rico tiene un futuro”.


💬Ver 0 comentarios