(semisquare-x3)
(GFR Media)

Washington - La Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés) admitió hoy haber compartido irregularmente con un contratista información bancaria y direcciones personales de 2.5 millones de supervivientes de desastres naturales recientes, como el huracán María en Puerto Rico.

FEMA reconoció que se trata de un incidente significativo de violación de las normas de manejo de datos privados de personas que utilizaron el programa de refugio temporal (TSA, por sus siglas en inglés), por el cual personas pueden ser relocalizadas a un hotel tras un desastre natural.

Miles de puertorriqueños cuyas viviendas fueron dañadas por el huracán María utilizaron los servicios del programa TSA de FEMA tanto en Puerto Rico como en Estados Unidos.

La violación de la información privada de esas personas fue descubierta recientemente y es mencionada en un informe de la Oficina del Inspector General del Departamento de Seguridad Nacional (Homeland Security), informó esta noche el diario The Washington Post.

Las personas afectadas incluyeron las víctimas de los incendios forestales de California de 2017 y los huracanes Harvey, Irma y María.

Lizzie Litzow, portavoz de FEMA, indicó que su agencia “proporcionó más información de la necesaria” a un contratista.

Un funcionario del Departamento de Seguridad Nacional informó de que no tenían información de que las personas afectadas hayan sido víctimas de fraude o actos maliciosos.


💬Ver 0 comentarios