El embalse Carraízo en Trujillo Alto. (GFR Media)

La Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA) colocó este domingo bajo el nivel de observación al embalse Carraízo luego de que amaneció reportando 39.65 metros de agua.

De esta forma, el embalse se une al de Toa Vaca que también está bajo observación con 148.40 metros. Sin embargo, el que en peor estado se encuentra es el de Guajataca que está en el nivel de ajustes operacionales con 189.29 metros, según los datos de la corporación pública.

Ante eso, el meteorólogo Gabriel Lojero urgió a los ciudadanos a usar prudentemente el agua ante la baja en los niveles de los embalses de la isla por un patrón seco que afecta a la isla desde medidados de abril.

De acuerdo con el experto del Servicio Nacional de Meteorología, el déficit de lluvia por los pasados 30 días está entre las dos y ocho pulgadas.

La presidenta de la AAA, Doriel Pagán Crespo, dijo ayer a El Nuevo Día que podrían hacer "ajustes agresivos" ante la realidad de los embalses.

Por su parte, Lojero indicó que aunque el panorama podría mejorar luego del 20 de mayo, las próximas semanas son fundamentales para garantizar la estabilidad del suplido de agua potable.

"Es bien importante que la gente tenga conciencia de gastar solamente lo necesario porque hemos visto una gran caída, por ejemplo, en el nivel del embalse de Carraízo debido a la gente consumiendo mucha agua, así que es bien importante que la gente sea prudente porque con esto del COVID-19 el agua también es esencial", sostuvo.

Lojero indicó que este domingo transcurrirá seco con algunos periodos de aguaceros en el oeste, pero dijo que para esta semana la actividad de lluvia podría aumentar, pero no lo necesario para aumentar los niveles de los embalses.

"Aunque tendremos un aumento en la actividad de lluvia, no será significativa. Esas lluvias que provocan de tres a cuatro pulgadas no las estaremos observando debido a que no hay una vaguada en la alta atmósfera que ayude", detalló.

El experto subrayó que la isla necesita periodos de lluvia prolongados para el agua sature los suelos y se convierta en escorrentías que lleguen a los embalses.

"Si yo tengo un aguacero pasajero lo que va hacer es que como ha estado seco, toda la lluvia penetrará debaho de la tierra y eso no va a ayudar", estableció.

Entretanto, Lojero señaló que las temperaturas deberán mejorar para hoy luego de que el flujo del viento está del este. Señaló que cuando esto ocurre las temperaturas no se disparan. Por los pasados días el índice de calor se mantuvo en los mediados 90 grados Fahrenheit.

"Las temperaturas estarán entre los 87 y 90 grados en vez de 93 y 94 grados como en los pasados días. Otra cosa es que estará bien ventoso y eso ayudará con el asunto del calor con ráfagas que pudieran superar las 20 millas por hora", estableció.

Debido a eso las condiciones marítimas también permanecerán picadas para la mayoría de las aguas de Puerto Rico por un oleaje que rondará entre los tres y seis pies. También existe un riesgo moderado de corrientes marinas peligrosas para todas las playas de la isla, excepto las de la zona oeste.


💬Ver 0 comentarios