El presidente de la UTIER, Ángel Figueroa Jaramillo, indicó que la UTIER y la AEE no están en proceso de renovar el convenio colectivo, pero han sostenido reuniones en relación a los celadores. (Ramón “Tonito” Zayas)

La matrícula de celadores de la Unión de Trabajadores dela Industria Eléctrica y Riego (UTIER) aprobó este jueves un voto de huelga en reclamo por mejor condiciones de empleo que detengan el éxodo de esos profesionales en la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE).

Después de la votación, durante una asamblea en el Teatro Tapia del Viejo San Juan, los celadores marcharon para llevarle sus reclamos a la gobernadora Wanda Vázquez Garced en La Fortaleza, donde fueron atendidos por el ayudante de la Primera Mandataria, Raymond del Valle Cruz.

“Le dijimos que el dinero (para el aumento de salario) está disponible. Por ejemplo, es insólito que (la AEE) tenga compañías privadas pagando $400 por foco, cuando sale en $100 hacerlo nosotros. La reacción de ellos fue: ‘¡Qué!’”, relató Ángel Figueroa Jaramillo, presidente de la colectividad.

“De eso es que estamos hablando. El dinero está y les hablamos de la necesidad de retener a los celadores en Puerto Rico, de la fuga de talento a Estados Unidos y de cómo derrochan el dinero (en la AEE)”, agregó. “Quizás no llegamos a lo que se les paga en Estados Unidos, pero tampoco es que nos den migajas”.

Destacó que “de nada nos sirve tener los almacenes llenos de materiales sin tener el personal necesario para usarlos”, mientras que se gasta más dinero en los “contratos con las compañías privadas”.

Según el líder sindical, también hablaron de la reducciones en las licencias que afecta a los empleados que sufren accidentes, pues no tienen tiempo suficiente para recuperarse, incluso tras perder una extremidad, y en ocasiones son despedidos.

“Lo que les pedimos es que den la orden de dar una instrucción de negociar de forma sensata y seria”, apuntó Figueroa Jaramillo. “(Del Valle Cruz) se comprometió a entregarle un informe a Vázquez de inmediato y esperamos una respuesta en uno o dos días”.

Actualmente la UTIER y la AEE no están en proceso de renovar el convenio colectivo, pero han sostenido reuniones en relación a los celadores.

No obstante, el presidente de la UTIER indicó que la atención recibida sobre el tema ha sido inconsistente, por lo que entendieron necesario comenzar a incrementar la magnitud del reclamo.

Ante el escenario actual, cientos de celadores aprobaron de forma unánime el voto de huelga, para ser implementado si el sindicato lo estima necesario.

“Después de agotar todos los mecanismos, se aprobó que se active el voto de huelga por el consejo estatal de la UTIER y el comité negociador”, sostuvo Figueroa Jaramillo.

“Ahora estamos invitando a la AEE y a la gobernadora a que la justicia para los servidores públicos que tanto ha resaltado se le dé a los celadores, se materialice”, agregó.

Figueroa Jaramillo dijo que usarán el voto de huelga “en la medida que siga la intransigencia y no se avance en los reclamos que estamos haciendo justamente”.

“Estamos tratando de evitar que los celadores se vayan de Puerto Rico y para eso estamos buscando unos ajustes de salario necesarios”.

Según el líder de la UTIER, la cantidad de celadores se ha reducido de 1,200 en el año 2000 a 435 en la actualidad.


💬Ver 0 comentarios