Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

El ICSE detalló que la conversión a gas de las unidades 5 y 6 de San Juan, es un asunto complejo que puede requerir la construcción de unidades evaporadoras. (GFR Media)
El ICSE detalló que la conversión a gas de las unidades 5 y 6 de San Juan, es un asunto complejo que puede requerir la construcción de unidades evaporadoras. (GFR Media)

El Instituto de Competitividad y Sostenibilidad Económica (ICSE) radicó un recurso de revisión administrativa en el Tribunal de Apelaciones de Puerto Rico para revocar la decisión del Negociado de Energía, que autorizó el proceso de solicitud de subasta y otorgación de contrato para las unidades 5 y 6 de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) en San Juan.

“Esta demanda es un reclamo de transparencia dirigida al crecimiento institucional de los entes gubernamentales de Puerto Rico. Todo esto, en una coyuntura donde procesos abiertos y transparentes son necesarios para la reconstrucción de Puerto Rico, luego del paso de los huracanes Irma y María en el 2017, y el retomar del crecimiento económico estancado ya por más de una década”, argumentó el abogado del ICSE, Fernando Agrait.

El recurso solicita, además, que se le ordene al Negociado de Energía a celebrar un proceso adjudicativo con participación ciudadana para recibir comentarios públicos sobre la acción propuesta como una enmienda al referido plan.

“Además, se le ordene a la AEE la paralización del contrato con la entidad seleccionada hasta tanto se divulgue la información no confidencial de los licitadores y del licitador seleccionado y se haya evaluado la conversión a gas de las Unidades 5 y 6 de San Juan como una enmienda al Plan Integrado de Recursos”, reza el documento legal.

En la demanda el ICSE argumenta que el negociado de energía erró al aprobar el contrato de compra de energía otorgado por la AEE para la gasificación de las unidades 5 y 6 de la central San Juan en la medida en que este contrato constituye una variación sustancial al Plan Integrado de Recursos (PIR) aprobado por el Negociado de Energía el 23 de septiembre de 2016.

“El Negociado de Energía erró al aprobar el contrato de compra de energía otorgado por la AEE para La gasificación de las Unidades 5 y 6 de la Central San Juan sin haber divulgado aspectos relacionados al mismo violentando la transparencia de los procesos legislados bajo la Ley 57 de 2014 y estando pendiente de resolución una solicitud de información del ICSE, conforme a los procedimientos del PIR”, añadieron.

El ICSE detalló que la conversión a gas de las unidades 5 y 6 de San Juan, es un asunto complejo que puede requerir la construcción de unidades evaporadoras, tanques de almacenamiento, la utilización de un FRSU (“Floating Storage Regasification Unit”) e inclusive la construcción de un gasoducto lo cual es una desviación significativa del PIR.

 “Lo mástriste y lamentable de este problema es que los méritos de la aprobación de las Unidades 5 y 6 se vea opacada por la determinación del Negociado, modificando de facto el PIR, sin acceso al escrutinio público como lo requiere la Ley 57-2014. Esta actuación irrazonable del Negociado está deslegitimizando públicamente cualquier decisión sustantiva futura sobre los méritos de la Solicitud de Propuestas de la AEE”, detalló Agrait.