Fotografía de archivo del Centro Estadounidense de Control de las Enfermedades (CDC) en la que se aprecia el dedo de un niño infectado por la llamada viruela de mono.
Fotografía de archivo del Centro Estadounidense de Control de las Enfermedades (CDC) en la que se aprecia el dedo de un niño infectado por la llamada viruela de mono. (Agencia EFE)

Justo cuando la Organización Mundial de la Salud evalúa si declara una emergencia mundial por la viruela del mono, en Puerto Rico recientemente se descartó un caso pendiente de ser confirmado o no.

Así lo informó hoy la doctora Melissa Marzán, principal oficial de Epidemiología de Salud. Según dio a conocer, se trataba de un caso pediátrico que había estado expuesto a una persona contagiada durante un viaje.

“En la Oficina de Epidemiología no tenemos ningún caso confirmado, probable o sospechoso”, reiteró la funcionaria.

Según explicó, lo que hubo fue un alerta de viaje por una persona que viajó a Puerto Rico y, en el tránsito de llegada a la isla, estuvo expuesta a un caso. La persona, en edades pediátricas, fue puesta en vigilancia por 21 días y durante este periodo no desarrolló síntomas de la enfermedad, por lo cual el caso fue descartado.

Marzán advirtió que, a raíz de esta situación, se hizo una actualización del aviso a los proveedores de salud sobre esta enfermedad que ya ha sido identificada en 24 jurisdicciones de Estados Unidos. La responsabilidad de los proveedores, reiteró, es comunicarle a Salud cualquier caso sospechoso, lo que, según dijo, aún no ha ocurrido.

“En Puerto Rico va a ocurrir (la llegada de un caso)”, indicó, por su parte, el secretario de Salud, doctor Carlos Mellado.

Fiebre, inflamación de los ganglios linfáticos y erupciones en la cara, torso y brazos son algunas manifestaciones que darían sospecha del virus, dijo.

Según informó el funcionario, actualmente para esta condición no hay tratamiento ni indicación de vacunación.

“Tan pronto haya un caso en Puerto Rico lo vamos a decir. No estamos solos, estamos conectados con el CDC (Centro para el Control y Prevención de Enfermedades) y la Organización Mundial de la Salud”, dijo.

“No podemos pensar que esto no va a llegar. Esto va a llegar a Puerto Rico y tenemos que trabajar con eso”, sostuvo.

Por su parte, Marzán advirtió que no se vislumbra hacer una vacunación masiva contra este virus como ocurrió para el COVID-19.

El “monkeypox”, que se manifiesta como erupciones o lesiones en la piel, suele reportarse en el oeste y centro de África, no en Europa ni Estados Unidos, donde se han identificado casos.

Sus síntomas más comunes incluyen fiebre, dolor de cabeza intenso, dolores musculares, dolor de espalda, poca energía, gánglios linfáticos inflamados y erupciones o lesiones en la piel, especialmente en cara, palmas de manos y plantas de pies.

💬Ver comentarios