un barco naufragó por exceso de pasajeros en el río Tigris, en Mosul, Irak (semisquare-x3)
Varios soldados inspeccionan el lugar donde un barco naufragó por exceso de pasajeros en el río Tigris, en Mosul, Irak. (EFE)

El número de muertos por el naufragio de una barca que volcó por exceso de pasajeros en el río Tigris en la ciudad iraquí de Mosul se eleva a 85, muchos de ellos mujeres y niños, informó el Ministerio de Interior de Irak.

El primer ministro iraquí, Adel Abdelmahdi, anunció que la cifra de muertos por el naufragio en el río Tigris en la ciudad de Mosul aumentó a 85 personas, después de que un transbordador volcase por exceso de pasajeros durante la celebración del Año Nuevo kurdo.

Apuntó que "la cifra de los que fueron rescatados del naufragio de la barca de Mosul, hasta ahora, son 55 personas, entre ellas 19 niños".

El principal motivo del accidente, según apunta Interior, es que la "capacidad de la barca era mucho menor del número de pasajeros que se encontraba en ella". 

La embarcación, que tenía capacidad para 50 personas, volcó completamente cerca de una isla turística llamada los Bosques de Mosul, precisó la Dirección de Defensa Civil de la provincia de Nínive, cuya capital es Mosul.

En las imágenes difundidas por la televisión estatal iraquí, se ve una barca volcada completamente mientras numerosas personas son arrastradas por la corriente del Tigris, que divide Mosul en dos. 

El nivel del usualmente tranquilo Tigris es elevado en esta época del año debido al derretimiento de nieve de las montañas turcas, y ha estado en aumento también debido a que la temporada de lluvias ha sido más densa que en años previos.

El primer ministro de Irak, Adel Abdul-Mahdi, ordenó que se investigara el hecho y dio el pésame a las familias de las víctimas.

La embajada de Estados Unidos dijo que el diplomático Joey Hood y toda la misión “expresan su más sincero pésame a las familias y amigos de quienes perdieron la vida en el trágico accidente de ferry en el río Tigris cerca de Mosul”.

Numerosas personas se reunían este jueves en la zona de atracciones de Mosul para celebrar, entre otras fiestas, el Nouruz, el año nuevo kurdo, el día de la Madre y el primer día de la primavera. 

Equipos de rescate y de las fuerzas de seguridad se encuentran en el lugar de los hechos recuperando supervivientes, afirmó Interior, que añadió que han detenido a los responsables de la zona turística, sin ofrecer más detalles.

Ayer, el Departamento de Recursos hídricos alertó del aumento del nivel del agua del Tigris por la apertura de las compuertas de la presa de Mosul. 

Mosul quedó devastada por la guerra contra el grupo Estado Islámico, que ocupó la ciudad durante tres años. Las fuerzas iraquíes expulsaron a los milicianos de Mosul en 2017 después de una devastadora campaña que dejó barrios enteros derruidos que todavía no están reconstruidos.


💬Ver 0 comentarios