En esta fotografía de archivo del 18 de septiembre de 2016 tomada de la página de la Oficina del Líder Supremo Iraní se ve al general de la Guardia Revolucionaria, Qassim Soleimani, al centro. (Oficina del Líder Supremo Iraní vía AP, Archivo)

Bagdad — El general Qassem Soleimani, jefe de la Fuerza Quds de Irán, murió el viernes en un ataque aéreo perpetrado por las fuerzas estadounidenses en el aeropuerto internacional de Bagdad, un operativo que amenaza con incrementar drásticamente las tensiones en la región.

En una comunicación oficial, el Pentágono indicó que el presidente de Estados Unidos Donald Trump dio la orden para el ataque, cuyo blanco era Soleimani.

"El general Soleimani estaba, activamente, desarrollando planes para atacar a diplomáticos americanos y miembros del servicio en Irak y en la región. El general Soleimani y su Fuerza Quds son los responsables por las muertes de cientos de americanos y miembros de la coalición y responsables de herir a miles más", señala la declaración.

La agencia justificó que el ataque tenía como objetivo disuadir futuros planes de ataque iraníes.

"Estados Unidos continuará tomando todas las medidas necesarias para proteger a nuestra gente y nuestros intereses en cualquier parte del mundo", añadió.

El ataque contra el general Qassem Soleimani, jefe de la Fuerza Quds de Irán, en el aeropuerto internacional de la capital de Irak podría generar una fuerte represalia iraní contra intereses estadounidenses en la región y crecer drásticamente hasta convertirse en un conflicto mucho más amplio entre Washington y Teherán, lo que pondría en peligro a las tropas estadounidenses en Irak, Siria y otros países.

Tras el ataque, Trump, que se encuentra de vacaciones en su centro turístico en Palm Beach, Florida tuiteó una foto de la bandera de Estados Unidos. Al momento no ha hecho expresiones adicionales. La Casa Blanca también publicó un tuit confirmando la orden del presidente.

Un asesor del presidente iraní Hassan Ruhani le advirtió rápidamente al presidente estadounidense Donald Trump que Teherán aplicará represalias.

“A través de esta jugada riesgosa, Trump ha arrastrado a Estados Unidos a la situación más peligrosa en la región”, escribió Hessameddin Ashena en la red social Telegram. “Quienquiera que haya cruzado la línea roja debería estar listo para enfrentar sus consecuencias”.

En el operativo pereció también Abu Mahdi al Muhandis, subcomandante de las Fuerzas de Movilización Popular, un grupo paramilitar apoyado por Irán, indicaron funcionarios iraquíes. La unidad de prensa de las FMP dijo que ambos murieron en un ataque aéreo estadounidense dirigido contra el vehículo en el que se dirigían al aeropuerto.

La televisión estatal iraní, que citó un comunicado de la Guardia Revolucionaria, dijo sin abundar en detalles queSoleimani fue “martirizado” en un ataque de helicópteros estadounidenses lanzado cerca del aeropuerto.

Estas muertes suponen un hecho crítico para el Oriente Medio y representan un cambio drástico en la política de Washington hacia Irán después de meses de tensiones.

Teherán derribó un dron militar estadounidense y detuvo a barcos petroleros. Por su parte, Estados Unidos ha acusado a Irán de varias agresiones dirigidas contra buques tanque, así como de un ataque en septiembre contra la industria petrolera de Arabia Saudí que provocó la reducción temporal de su producción a la mitad.

Las tensiones derivan de la decisión de Trump en mayo de 2018 de retirar a Estados Unidos del acuerdo nuclear que Irán concertó con las potencias mundiales durante el gobierno del presidente Barack Obama.

Un político de alto rango y un funcionario de seguridad de alto nivel de Irak confirmaron a The Associated Press que Soleimani y Al Muhandis figuran entre los fallecidos en el ataque ocurrido poco después de la medianoche. Dos jefes paramilitares leales a Irán también confirmaron esas muertes, entre ellos un miembro de la milicia Kataeb Hezbollah, la cual estuvo involucrada en la agresión de esta semana contra la embajada estadounidense en Bagdad.

El funcionario, que solicitó el anonimato, dijo que Al Muhandis había llegado al aeropuerto en una caravana de vehículos para recibir a Soleimani, cuyo avión procedía de Líbano o Siria. El ataque aéreo ocurrió cerca de la zona de carga apenas después de que el general descendiera del avión.

Dos representantes de las FMP dijeron que el cadáver de Soleimani quedó destrozado en el ataque y que no encontraban el de Al Muhandis. Un político de alto rango dijo que el cuerpo de Soleimani fue identificado por el anillo que llevaba.

Los funcionarios hablaron a condición de guardar el anonimato debido a lo delicado del asunto y porque carecen de autorización para hacer declaraciones oficiales.

En su papel de jefe de la Fuerza Quds de la Guardia Revolucionaria de Irán, Soleimani encabezaba a todas sus fuerzas expedicionarias.

Horas antes el viernes, un funcionario de las Fuerzas de Movilización Popular dijo que siete personas murieron por un misil que cayó en el aeropuerto internacional de Bagdad, y culpó de ello a Estados Unidos.

El funcionario de las FMP dijo que entre los muertos estaba su oficial de protocolos del aeropuerto, de nombre Mohamed Reda.

Un funcionario de seguridad confirmó que siete personas murieron en el ataque al aeropuerto, del que dijo fue aéreo. Horas antes, la Célula de Medios para Seguridad de Irak, que difunde información sobre la seguridad en el país, dijo que cohetes Katyusha cayeron cerca de la sala de carga del aeropuerto, provocando la muerte de varias personas y que dos automóviles se incendiaran.

Se desconoce quién disparó el misil o los cohetes y quién era el blanco. Estados Unidos no comentó.


💬Ver 0 comentarios