Nueva Zelanda (semisquare-x3)
La mezquita Masjid Al Noor, escenario de un tiroteo perpetrado este viernes en Christchurch, Nueva Zelanda. (EFE)

La Comunidad Musulmana Ahmadia de Puerto Rico condenó este viernes los ataques perpetrados contra dos mezquitas de la ciudad de Christchurch, en Nueva Zelanda, y en el que murieron al menos 49 personas.

"Condenamos este  crimen atroz contra la gente de Nueva Zelanda en la iglesia de la ciudad de Cristo. Como comunidad rechazamos todas las formas de extremismo y actos terroristas. Nuestras sinceras oraciones están con las víctimas y todos los afectados. Que Dios dé consuelo y paciencia a las víctimas para pasar por esta prueba. Que Dios nos proteja a todos de tal acto completo de odio", expresa el comunicado firmado por el imam Ahmad Salman.

Las muestras de rechazo a los ataques se hicieron escuchar en todo el mundo. Los principales referentes religiosos y políticos se manifestaron en contra del terrible hecho de violencia registrado en Nueva Zelanda.

El papa Francisco expresó este viernes su "sincera solidaridad" ante el ataque terrorista contra dos mezquitas en Christchurch y lo calificó de actos de "una violencia sin sentido".

El secretario de Estado vaticano, Pietro Parolin, envió este viernes un telegrama de pésame en nombre del papa en el que aseguraba que Francisco está "profundamente entristecido" por lo ocurrido y en el que muestra su solidaridad a toda Nueva Zelanda y en especial a la comunidad musulmana.

El papa reza, añade el mensaje, por "la curación de los heridos, y para que tengan consuelo de aquellos que han sufrido la pérdida de sus seres queridos, y por todos los afectados por esta tragedia". 

Por su parte,  la reina Isabel II de Inglaterra dijo este viernes sentirse "profundamente entristecida" por el atentado terrorista.

"El príncipe Felipe (marido de la monarca) y yo enviamos nuestras condolencias a las familias y amigos de todos aquellos que han perdido la vida", señaló Isabel II, jefa de Estado de Nueva Zelanda, en un mensaje enviado a ese país.

La alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, señaló que el ataque "terrorista e islamófobo" ocurrido este viernes en dos mezquitas de Christchurch (Nueva Zelanda) "es un recordatorio terrible de que el racismo mata".

Indonesia también condenó los ataques en la localidad neozelandesa de Christchurch, donde residen 331 ciudadanos indonesios.

"El gobierno y el pueblo de Indonesia ofrecen sus profundas condolencias a las víctimas y a sus familias", indicó en un comunicado el ministerio de Exteriores de este país asiático.

También gobiernos de países de Latinoamérica como Chile, Argentina, México, Guatemala Perú, Colombia y Panamá han enviado mensajes de condena a los ataques registrados en Nueva Zelanda.

Mientras tanto, el estado y la ciudad de Nueva York, han reforzado su seguridad cerca de mezquitas y otras casas de culto como medida de precaución tras los ataques de Christchurch.

El gobernador del estado, Andrew Cuomo, dijo en un comunicado que ha ordenado incrementar las patrullas policiales en torno a los templos del área, mientras que las fuerzas locales de la Gran Manzana están visitando mezquitas durante las horas de rezo más tempranas del viernes.


💬Ver 0 comentarios