Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

El exlegislador mira su futuro luego de la revocación de sentencia a nivel federal.

Fueron nueve años “sumamente duros” en los que su vida estuvo en pausa, en los que sufrió el dolor que atravesaba su familia y en los que a pesar del tiempo y el esfuerzo, siguen intactas las cicatrices que le dejaron los diez meses de encierro.


💬Ver 0 comentarios