Su vehículo fue ocupado por la Policía para propósitos de investigación. (Suministrada)

El Negociado de la Policía confirmó hoy, miércoles, que agencias federales asumieron la jurisdicción en el caso que involucra al cantante de música urbana David Sánchez Badillo, mejor conocido como Tempo, quien dejó su auto chocado y con sangre en una carretera en Caguas.

El comandante del área de Caguas, José Juan García, le explicó a El Nuevo Día que un task force de la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) y de un strike force del área de Caguas, que trabajan con otras agencias federales, "ya están en contacto con el abogado del artista (Edwin Prado) para intervenir con él".

"La única jurisdicción que nos compete ahora a nosotros es lograr entrevistarlo sobre el hallazgo de su guagua porque nosotros (la Policía) tenemos que cerrar esa querella de alguna forma u otra", estableció García.

Este medio intentó obtener una reacción por parte del personal de la DEA, pero, al momento, ha resultado infructuoso.

El comandante añadió que "de no llegar hasta nosotros por parte de su abogado estaremos citándolo".

Según García, la Policía aún no ha logrado un contacto directo con el artista, sino que se enteraron que estaba bien de salud por medio de su compañera y su abogado, quien aseguró esta mañana a El Nuevo Día que "recibió atención médica privada".

Las autoridades encontraron a las 2:44 a.m. una guagua Range Rover, color negra, del 2016 en la intersección de la avenida Garrido con la PR-156 accidentada y con sangre en sus bolsas de aire, que resultó ser propiedad del artista urbano.

“Este vehículo se encontró entre la maleza y ocupamos una propiedad que estaba dentro de este, así como la propia guagua y ambas cosas coincidían con su nombre, como que eran propiedad de él (Tempo)”, explicó García.

Según el comandante, oficiales de la Policía tuvieron que patrullar la zona en la que se encontró el vehículo para intentar dar con el paradero del artista o alguna persona que hubiera estado, notablemente, afectada en su cuerpo, de acuerdo con lo que reflejó el interior de la guagua.

“Hemos ido hasta su residencia en el complejo residencial Hacienda San José, también hemos visitado y contactado a todos los hospitales del área cercana, pero aún no encontramos a nadie bajo sus característica que haya recibido asistencia médica por los golpes”, añadió en entrevista telefónica, temprano esta mañana.

El auto fue ocupado por oficiales de la Policía de Puerto Rico en el área de Caguas para propósitos de la investigación.

Reacciona el abogado

El licenciado Prado aseguró a El Nuevo Día que Tempo se encuentra estable y que recibió esta mañana la llamada de su cliente para informarle que tuvo un accidente.

“Él me llamó temprano y estaba aturdido por el accidente que tuvo, está recibiendo atención médica y se encuentra estable. Ahora está en reposo. No puedo precisar dónde está específicamente porque debe estar tranquilo y en reposo”, señaló el licenciado sobre la condición de salud del rapero.

Según el representante legal, Tempo se “distrajo con el celular que se le cayó y perdió el control del vehículo y chocó con un objeto. Fue un accidente provocado por el uso del celular”.

A preguntas de cómo es que recibió Tempo la ayuda médica, dado que el accidente, según la Policía, no fue notificado por el artista, el licenciado especificó que "lo fueron a buscar" a la escena del accidente en en la intersección de la avenida Garrido en Caguas y “lo llevaron a su casa y está recibiendo tratamiento privado”.

Tempo cumple una probatoria federal por narcotráfico, por lo que Prado aclaró que el accidente no afecta dicha determinación.

En el 2014, Tempo culminó una sentencia bajo arresto domiciliario, tras cumplir una condena de 11 años y seis meses por narcotráfico.

El cantante de música urbana fue sentenciado a 24 años de cárcel en 2004, pero logró disminuir la condena a cambio de que participara de un programa de reinserción a la comunidad.


💬Ver 0 comentarios