Keishla Pérez Biggio. (GFR Media)

Por segunda ocasión, se pospuso el testimonio de una de las hijas de la empresaria Hilda Padilla, quien fue asesinada en la avenida Los Filtros el año pasado, y cuya muerte las autoridades atribuyen a Keishla Pérez Biggio, William Avilés y Luis González Martínez.

Según informó el juez Pedro Saldaña Rosado, quien presidió la vista, las partes acordaron hoy, viernes, que el testimonio de la joven será transmitido por “circuito cerrado de una vía”. Esto luego de que las partes se reunieron durante unas tres horas en una sala aledaña a donde se debía celebrar la vista preliminar para llevar a cabo una “vista de necesidad”.

Pese al acuerdo, la fiscal Lisette Sánchez Vázquez dejó en récord su descontento con la decisión, y señaló que la demora puede ocasionar a la menor, a quien identificó como una estudiante de cuarto año de escuela superior, “inconveniencias” y “ansiedad”.

Mira aquí las incidencias de lo que ocurrió en sala:

Mientras tanto, el juez Saldaña Rosado informó que durante la vista de hoy se acordaron varias estipulaciones. Una fue la aceptación de seis grabaciones de lugares cercanos a donde ocurrieron los hechos. Estas se obtuvieron de las cámaras de seguridad del condominio “The Falls”, la compañía JAPC en Bayamón y el negocio Centro Crucero.

También se aceptó el testimonio de José Padilla Romero, hermano de la víctima, de quien acudió días después del asesinato de su hermana al Negociado de Ciencias Forenses a identificar el cuerpo.

Esto es una estrategia de la defensa para posponer las cosas”, denunció Padilla Romero al salir de la sala.

Su hermana, Sandra Padilla Romero, quien lo acompañaba, también lamentó la posposición.

“Ahí arriba hay un Dios, que les caiga el peso de la ley a todos”, dijo molesta.

Según se informó en sala el proceso judicial continuará el 21 y 28 de febrero.

Padilla Romero fue asesinada el pasado 30 de septiembre, mientras conducía por la Avenida Los Filtros, en Guaynabo, junto a sus dos hijas, de 17 y 8 años de edad, quienes resultaron ilesas.

Pérez Biggio y Avilés González, además González Martínez, están acusados del asesinato de Padilla Romero. González Martínez llegó a un acuerdo con fiscalía para declarar como testigo del caso y renunció a la vista preliminar.

Avilés González, a quien se le impuso una fianza de $5.8 millones, se encuentra sumariado. A Pérez Biggio, mientras tanto, se le impuso una fianza de $6.4 millones. Esta se encuentra libre para fianza.

Pérez Biggio enfrenta cuatro cargos por apuntar y disparar un arma de fuego, uno por disparar en una vía pública, dos portentativa de asesinato y uno por asesinato en primer grado. Los otros dos acusados enfrentan los mismos cargos además de una denuncia por posesión ilegal de armas de fuego.


💬Ver 0 comentarios