La naturaleza de estos fenómenos es aún desconocida. (semisquare-x3)
La naturaleza de estos fenómenos es aún desconocida. (RIA Novosti)

El telescopio ultravioleta del satélite ruso Mikhailo Lomonosov descubrió en las capas superiores de la atmósfera terrestre fenómenos ópticos cuya naturaleza no está clara en este momento.

El aparato fue capaz de detectar potentes “explosiones” de luz en la atmósfera de la Tierra, afirmó Mijaíl Panasiuk, director del Instituto de Física Nuclear de la Universidad Estatal de Moscú, citado por RIA Novosti.

"Parece que se trata de unos nuevos fenómenos físicos (…) todavía no sabemos cuál es su naturaleza física", dijo el científico.

Explicó que, a la altura de unas decenas de millas, el satélite Lomonosov registró varias veces "una explosión muy fuerte de luz", mientras que debajo de esta no hubo nada, ni nubes ni tormentas.

Además, señaló la presencia de otros fenómenos luminosos en la atmósfera terrestre y parte de ellos es bastante conocida. Son los llamados sprites, descargas eléctricas que se producen en mesosfera y termosfera, y elves, emisiones de luz en la parte superior de una nube de tormenta.

El satélite Lomonosov está diseñado para estudiar los rayos cósmicos y los fenómenos de luz en la atmósfera superior de nuestro planeta (la capa de gases que rodea a la Tierra). Fue lanzado a la órbita en 2016 y está equipado con un telescopio espacial, que es el encargado de medir los rayos cósmicos.

Las explosiones de radiación ultravioleta ocurren a menudo en la atmósfera de la Tierra. Si bien se asocian con las tormentas eléctricas, las explosiones de luz detectadas se produjeron en ausencia de nubes de tormenta y rayos, por lo que la naturaleza de estos fenómenos es aún desconocida.


💬Ver 0 comentarios