Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

PASADENA, California - En una demostración del genio tecnológico, la sonda Curiosity penetró los cielos rojizos de Marte el domingo por la noche, posándose suavemente en el interior de un cráter gigante para iniciar la misión más ambiciosa que se haya realizado en el planeta rojo.


💬Ver 0 comentarios