Por primera vez, encuentran restos de un descendiente de dos especies (horizontal-x3)
Antropólogos buscan fósiles del hombre de Denísova en la zona de Altai, Krai, Rusia. (AP)

Un grupo de antropólogos del Instituto Max Planck de Leipzig identificó los restos de un individuo descendiente de madre neandertal y padre denisovano.

El fragmento óseo de 90,000 años de antigüedad, hallado en el sur de Siberia, es el primer descendiente directo de los dos grupos que se haya descubierto, según un estudio publicado en la revista Nature.

"Sabíamos por estudios previos que los neandertales y los denisovanos debían haber tenido hijos en algún momento. Pero nunca pensé que seríamos tan afortunados de encontrar una descendencia real de los dos grupos", señaló Viviane Slon, antropóloga del Instituto Max Planck y una de las responsables del trabajo.

Este individuo, que al parecer se trata de una mujer, fue identificado gracias a un pequeño fragmento de hueso encontrado en las cuevas de Denísova (Rusia).

"El fragmento es parte de un hueso más largo, y podemos estimar que el individuo tenía al menos 13 años", dice Bence Viola, coautor del trabajo y antropólogo de la Universidad de Toronto. Este pequeño resto óseo fue encontrado en 2012 por arqueólogos rusos y llevado a Leipzig posteriormente para realizar distintos análisis genéticos.

Aunque ya se había demostrado que hubo hibridación entre los dos grupos y también con nuestra especie, ya que se han encontrado rastros en el ADN del ser humano moderno, este estudio es el primero que identifica un descendiente de primera generación de padres de Neandertal y Denísova.

Los análisis del genoma también revelaron que el padre denisovano tenía al menos un antepasado neandertal más atrás en su árbol genealógico.

"Este genoma único podría servir para detectar otras interacciones entre estos dos grupos", indicó Benjamin Vernot, investigador del departamento de Ciencias Genómicas de la Universidad de Washington Seattle y coautor del estudio.

Este hallazgo confirma la teoría de que los linajes antiguos extinguidos podrían haber sido absorbidos mediante la hibridación con seres humanos modernos, en lugar de haber sido eliminados por la guerra, como se sostiene en la actualidad.


💬Ver 0 comentarios