Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Los peces no tenían signos de haber muerto por ningún tipo de lesión, parásito o infección (AP).

Hace unos días se mencionó que el pasado mes de julio fue uno de los más calurosos en la historia, y regiones como Alaska registraron una temperatura récord de 90 °F.


💬Ver 0 comentarios