Esta especie es el cetáceo más pequeño del mundo (WWF).

A lo largo de la historia, el hombre ha sido el culpable de la extinción de diversas especies de animales, y muy pronto se podría sumar una más a esta lamentable lista.

Se trata de la vaquita marina, cuya existencia en el planeta se encuentra en un punto crítico pues, de acuerdo con un estudio publicado en Royal Society Open Science, quedarían menos de 20 ejemplares en todo el mundo.

De acuerdo con este análisis, la población de vaquitas ha disminuido en un 98.6% desde 2011, y ahora podría haber solamente 19 ejemplares con vida.

Esta especie, que habita en el Golfo de California, disminuyó su población en gran parte por la pesca de Totoaba, otra especie de pez que es muy cotizado porque se le atribuyen propiedades curativas o afrodisíacas.

Y es que las vaquitas marinas también quedan atrapadas en las redes utilizadas por los pescadores, donde finalmente mueren. Tan solo entre 2016 y 2019 se encontraron 10 vaquitas marinas atrapadas en este tipo de redes.

Hace un tiempo, el gobierno de México inició un programa que consistía en pagar a los pescadores para que dejaran de utilizar esas zonas en las que habitan estos animales.

Sin embargo, más tarde se canceló el programa y dejaron de pagar a los pescadores, por lo que estas personas comenzaron a pescar en esas zonas de nuevo, poniendo en peligro inminente a la vaquita marina.

Esta especie es el cetáceo más pequeño del mundo, con longitudes que van de entre 4 y 5 pies aproximadamente. Viven alrededor de 20 años y emiten constantemente sonidos característicos, por los cuales pueden distinguirse de otros mamíferos marinos.

Pero si los números siguen como van, la vaquita marina tiene los días contados y podría sumarse a la lista de especies extintas.


💬Ver 0 comentarios