Kevin Durant celebra con sus compañeros de los Nets de Brooklyn Joe Harris y Nicolas Claxton en la primera mitad del juego ante los Pelicans de Nueva Orleans. (Frank Franklin II)

Nueva York Kevin Durant reapareció tras una ausencia de 23 partidos para comandar la mitad más explosiva de Brooklyn en un encuentro de la temporada, terminando con 17 puntos y sin fallar un solo intento en la paliza de 139-111 que los Nets propinaron el miércoles a los Pelicans de Nueva Orleans.

Durant ingresó como suplente con unos siete minutos y medio por jugar en el segundo cuarto y para cuando terminó la primera mitad, los Nets tenían 79 puntos y una ventaja de 20.

Brooklyn concretó 14 de 18 disparos (78%) durante el segundo periodo, en el que consiguió 43 unidades.

Durant encestó sus cinco disparos de campo y añadió siete rebotes y cinco asistencias durante 19 minutos, en su regreso luego sufrir una lesión en el tendón de la corva izquierda. Originalmente estaba anunciado como titular, pero fue enviado a la banca minutos antes de su primer encuentro desde el 13 de febrero.

Kyrie Irving anotó 24 puntos y LaMarcus Aldridge aportó 22 por los Nets, que hilvanaron su novena victoria en casa.

Eric Bledsoe anotó 26 unidades por los Pelicans antes de salir expulsado en el tercer periodo.

Zion Williamson terminó con 16 unidades al encestar apenas cuatro de 12 disparos, poniendo fin a una racha de 25 partidos en fila con 20 puntos y 50% en tiros de campo. Con ello, Williamson empató a Shaquille O’Neal en la cadena más larga de su tipo desde 1954-55, primer año del reloj de disparo.

Una noche después de admitir 46 unidades en el tercer cuarto de su derrota contra Atlanta, la debacle de los Pelicans llegó más temprano en esta ocasión.

Brooklyn tomó una ventaja de 36-33 gracias al largo triple de Blake Griffin para vencer el reloj del primer cuarto. La ventaja aumentó a 53-44 para el momento en que Durant ingresó a la duela y poco después se convirtió en una paliza.

Celtics remontan y vencen a los Knicks

Boston — Jaylen Brown totalizó 32 puntos y 10 rebotes, y los Celtics de Boston dieron la vuelta al marcador en el cuarto periodo para superar por 101-99 el miércoles a los Knicks de Nueva York.

Jayson Tatum perdió ocho balones, pero terminó con 25 tantos y 10 tablas. Marcus Smart agregó 17 unidades, de las cuales 14 fueron en el cuarto periodo, además de nueve asistencias para los Celtics, que han ganado tres de cuatro encuentros.

Tristan Thompson firmó siete puntos, ocho rebotes y tres bloqueos en su retorno tras estar fuera 12 compromisos debido a los protocolos de salubridad de la liga.

RJ Barrett contó con 29 puntos y Julius Randle agregó 22 unidades y nueve rebotes para los Knicks, que han perdido dos seguidos.

Nueva York y Boston iniciaron el encuentro empatados en el séptimo puesto de la Conferencia Este. El duelo se mantuvo cerrado: hubo ocho empates en el marcador y 17 cambios de ventaja.

Los Celtics estaban abajo por siete puntos al inicio del cuarto periodo, antes de que se fueran al frente 87-85 con una racha de 7-0.

El marcador estaba 91-88 cuando el pase de Tatum fue interceptado y que llevó a una clavada de Randle.

Smart falló un tripe y parecía que Nueva York iba a tomar ventaja, pero Grant Williams robó el pase de Barrett, lo que llevó a un tiro de bandeja de Brown para que el marcador quedara 93-90 a 1:02 del final.

Barrett empató con un triple y Smart respondió con otro tiro de tres. Alec Burks quedó corto en su triple y los Celtics liquidaron el encuentro con tiros libres.

💬Ver comentarios