Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Carlos Arroyo, gerente general de la Selección, parece consolar a Gary Browne en las postrimerías del partido contra Serbia.
Carlos Arroyo, gerente general de la Selección, parece consolar a Gary Browne en las postrimerías del partido contra Serbia. (Suministrada FIBA)

La frustración por fallar en otro ciclo olímpico en clasificar a la Selección Nacional masculina de baloncesto, fue evidente este sábado dentro y fuera de las líneas en el dirigente Eddie Casiano, quien no solo recibió una falta técnica en las postrimerías del partido, sino también se desahogó durante la conferencia de prensa.

💬Ver comentarios