Charlie Culberson, de los Braves de Atlanta, sale del juego después de ser golpeado por un lanzamiento en la séptima entrada del juego ante los Nacionales de Washington. (AP/Manuel Balce Ceneta)

Washington — Charlie Culberson, de los Braves de Atlanta, sufrió múltiples fracturas faciales a raíz del pelotazo a 91 millas por hora que le propinó el sábado el dominicano Fernando Rodney, lanzador de los Nationals de Washington.

Culberson dejó el hospital el sábado y se le practicarán exámenes adicionales el domingo en Atlanta.

“Los muchachos que pudieron verlo dijeron que lucía mejor de lo que creían esta mañana”, dijo el manager de los Braves, Brian Snitker. “Se escuchaba bien, considerando lo que pasó. Todo es muy alentador”.

La pelota impactó el costado derecho del rostro de Culberson mientras se preparaba para un toque de sacrificio. Culberson dejó el encuentro con una toalla presionada contra la cara y a bordo de un vehículo de urgencias.

Rodney, quien golpeó a Culberson con su primer lanzamiento del juego, se disculpó el domingo con los Braves.

“Solo vi que lo golpeé en la cara, fue un momento aterrador para mí, para él, para ellos”, dijo el lanzador. “No quiero golpear a nadie, sin importar dónde sea”.

El manager de Washington Dave Martínez dijo que llamó por teléfono a Snitker el domingo por la mañana para ofrecer sus disculpas y expresar su preocupación por el estado de Culberson.


💬Ver 0 comentarios