Yadier Molina celebra tras las victoria del lunes sobre los Braves. (AP)

Los Cardinals de San Luis necesitaban urgentemente una reacción en la etapa final del partido del lunes ante los Braves de Atlanta y quién mejor que el puertorriqueño  Yadier Molina para provocar una explosión ofensiva que los llevara por el sendero de la victoria.

Molina, la figura más emblemática de los Cardinals  de los últimos ocho años, vino al plato en la octava entrada arrastrando  una pésima racha de dos hits en 15  turnos, el equivalente a un pésimo promedio de  .133.

 Y como lo ha hecho tantas veces en juegos postemporada, el veterano receptor se creció en los momentos de mayor presión  y necesidad para su equipo y disparó un sencillo impulsador que trajo la carrera que significó el empate.

En el décimo, volvió al plato en una situación clave y disparó un elevado de sacrificio para traer la anotación del triunfo para los Cardinals en la victoria 5-4.

De esta forma, San Luis empató la Serie Divisional a dos triunfos por bando  y mañana (5:02 p.m.) se enfrentan a los Braves en  el choque decisivo.

“Increíble. Nosotros realmente necesitábamos de esta victoria y hacerlo en nuestra casa es especial”, dijo Molina a MLB Network tras el dramático partido.

Fue la carrera impulsada número 33 en juegos de postemporada para el boricua en 93 desafíos. Su promedio es de .281 con tres cuadrangulares de por vida en los playoffs. 

Molina, de 37 años, empató con Roberto Alomar en el cuarto lugar en la lista de puertorriqueños con más carreras remolcadas en la historia de los playoffs. El líder es Bernie Williams con 80, seguido por Carlos Beltrán y Jorge Posada, con 42 cada uno.

Molina ha tenido grandes momentos en la historia de los playoffs. El más importante de todos fue en el séptimo juego de la Serie de Campeonato del 2006 ante los Mets de Nueva York.

Con el partido empatado, 1-1,  Molina pegó un jonrón con uno a bordo para darle la ventaja y posteriormente el triunfo a su equipo 3-1. El boricua finalizó esa serie promediando .348.

“Lo he estado haciendo durante 60 años”, bromeó Molina en entrevista con ESPNDeportes al hablar sobre su prodcción en momentos de presión.

En el juego del lunes, en la parte baja de la décima,  San Luis había colocado hombres en las esquinas con un out cuando Molina se aproximó a la caja de bateo.

Según informes de prensa, Ozuna, que estaba corriendo en primera base, al parecer falló la señal de robo. Entonces en fracción de segundos, y aprovechando un pitcheo por la zona, Molina  decidió elevar el swing para intentar enviar la pelota a los bosques.

La bola recorrió una distancia significativa por el predio izquierdo, lo suficiente para que Kolten Wong anotara desde tercera  la carrera de la victoria

“Algunos jugadores brillan en el momento clave bajo presión”, indicó, por su parte,  su compañero Matt Carpenter. 

“Yadi es uno de los mejores que he visto en situaciones así. No hay duda de que, cuando esa situación surgió en el décimo, él iba a hacer el trabajo de alguna manera, bien sea negociando un boleto, ligando hit, jonrón o un fly de sacrificio. Parte de ello es su habilidad de rendir en momentos clave. Suma a lo que ya es una carrera asombrosa”, abundó Carpenter. 

Mientras, el jardinero Dexter Fowler resumió el asunto de una manera singular.

“Por sus venas corre hielo”.

Decisivo choque en Atlanta

Luego de este importante triunfo, San Luis y Atlanta se preparan para el crucial choque de mañana en el Sun Trust Park.

Jack Flaherty, quien perdió el segundo juego de la serie, abrirá por los Cardinales, mientras que  Mike Foltynewicz los hará por los Braves.

Foltynewicz fue el ganador del segundo partido de la serie. Trabajó siete entradas y no permitió carreras en el triunfo 3-0 de su equipo.

A continuación, recordamos algunos de los grandes momentos de Molina en la postemporada: 

-Pegó un jonrón decisivo de dos carreras en la novena entrada en el séptimo juego de la Serie de Campeonato ante los Mets de Nueva York. San Luis se impuso en ese juego, 3-1.

-El veterano receptor boricua terminó con un robusto promedio de .412 en la Serie Mundial del 2006,  producto de siete hits en 17 turnos. David Eckstein fue escogido Más Valioso.

-En la Serie de Campeonato de la Liga Nacional de 2012,  el vegabajeño finalizó con un robusto promedio de .393. Fue el líder de bateo de su equipo en la serie que fue ganada por los Giants de San Francisco.


💬Ver 0 comentarios