Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

David Ortiz. (AP)
David Ortiz. (AP)

Santo Domingo— Idolatrado en su país natal, David Ortiz recorría las peligrosas calles de Santo Domingo con poco o nulo personal de seguridad. Confiaba en que sus fanáticos lo protegerían.