Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

El quarterback Jimmy Garoppolo y los 49ers de San Francisco tendrán este domingo un duro reto ante Baltimore. (AP)
El quarterback Jimmy Garoppolo y los 49ers de San Francisco tendrán este domingo un duro reto ante Baltimore. (AP)

Pasada la primera mitad de la fase regular de la NFL con cinco semanas por jugarse, todo parece apuntar, en el papel, a una cita entre los campeones defensores Patriots de Nueva Inglaterra y los 49ers de San Francisco en el Super Bowl LIV a celebrarse en el Hard Rock Stadium en Miami en febrero de 2020.

 Al momento, los Patriots y los 49ers dominan sus respectivas conferencias con marcas idénticas de 10-1.

No obstante, pese a la dominante primera parte de ambos equipos, otras escuadras lucen peligrosas y determinadas en alterar el libreto. 

Baltimore, Seattle,  y Nueva Orleans van por buen camino para retar a ambos conjuntos por el campeonato, mientras que Buffalo, Minnesota, Dallas, Pittsburgh, Green Bay, Kansas City, Texas e Indianápolis no puedan dar pasos en falso en el tramo final hacia la postemporada. 

Decepciona, hasta la fecha, la inconsistente campaña de los Rams de Los Ángeles (6-5), finalistas del pasado Super Bowl y a quienes les restan encuentros contra los mejores equipos del torneo para definir su destino; y la de los Panthers de Carolina (5-6), bajo la tutela de Ron Rivera.  

También hay que resaltar el  pobre desempeño de los equipos en el Este de la Conferencia Nacional, donde los los Cowboys de Dallas dominan con 6-5, sin incluir el resultado de anoche ante Buffalo. Ningún otro equipo en la división presenta marca por encima de .500.

Entre los peores, los Bengals de Cincinnati no han ganado en 11 salidas, y los Dolphins (2-9) atraviesan por una temporada de pesadilla.  A continuación, echamos un breve vistazo a los acontecimientos más significativos de la temporada y las luchas por definirse rumbo a los playoffs. 

Al frente los Patriots y los 49ers

A sus 42 años, Tom Brady continúa sumando victorias y guiando a los Patriots a la postemporada. Los Patriots dominan la Conferencia Americana con marca de 10-1. Esta temporada, Nueva Inglaterra está dominando gracias a su defensa. Es la mejor de la liga con apenas 117 puntos permitidos. Tienen una diferencia de puntos de +183. Brady, por su lado, aparece quinto en yardas completadas, pero ocupa la posición 14 entre los líderes en touchdowns con 15. Nueva Inglaterra no es el único que juega para 10-1. Llama  la atención el resurgir de los 49ers tras arrancar el torneo con ocho victorias al hilo. Con el explosivo inicio, San Francisco podría terminar con su mejor marca desde que finalizaron con 12-4 en el 2013, año que el ahora activista Colin Kaepernick era el quarterback titular. Ahora, Jimmy Garoppolo lidera como mariscal de campo a un equipo que también brilla por su ejecución defensiva.  El conjunto es el que menos yardas promedio por juego ha permitido hasta la fecha (248). San Francisco tiene un duro itinerario al enfrentar a tres líderes divisionales. Ya salieron airosos en el primero el pasado domingo 37-8 ante Aaron Rodgers y los Packers. En las próximas semanas, los 49ers chocan contra los Ravens de Baltimore y los Saints de Nueva Orleans. 

El año de Lamar Jackson en Baltimore

En su primera temporada completa, el quarterback Lamar Jackson ha sido una pesadilla frente a los mejores equipos de la NFL y en medio de una racha de siete victorias  tiene a los Ravens de Baltimore (8-2) al frente en la División Norte. El pasado domingo, Jackson lució con cinco pases para anotación, además de correr 95 yardas, para destrozar 45-6 a los Rams, vigentes monarcas de las Conferencia Nacional. Jackson, ganador del trofeo colegial Heisman en 2016 con Louisville, figura como uno de los favoritos para ganar el premio de Jugador Más Valioso. Acumula un total de 24 touchdowns, empatando con Russell Wilson (Seattle) en el liderato. No obstante, Baltimore quiere más y aspira a regresar al Super Bowl por primera vez desde que alzaron el plateado trofeo de Vince Lombardi en el 2012. Además de Jackson, la defensa —característica de Baltimore— ha sido asfixiante. En sus últimos cinco encuentros — cuatro frente a equipos que avanzaron a la postemporada anterior— los Ravens superaron a sus oponentes por 202-62 en forma combinada. Su victoria más importante fue frente a los Patriots de Tom Brady para arrebatarles el invicto en la novena semana. El domingo, Baltimore buscará tumbar a otro favorito  cuando reciba a  San Francisco. 

Saints y Seahawks marchan sólidos

Nueva Orleans cumplirá 10 años desde que ganó su primer Super Bowl y Seattle suma dos apariciones en el mega evento deportivo (campeón en 2013 y subcampeón en 2015), siendo junto a los Broncos de Denver con más apariciones en la final —fuera de los Patriots— en la década que está por culminar. Ayer, el veterano mariscal Drew Brees y los Saints (9-2) buscaban su tercer título consecutivo de la División Sur de la  Nacional con un triunfo sobre  Atlanta. Desde su memorable victoria en el Super Bowl de 2010, Nueva Orleans tiene una nueva oportunidad de llevar a Brees, de 40 años, a otro campeonato, luego de perder el año pasado la final de la Conferencia Nacional frente a los Rams. En Seattle (9-2), el quarterback Russell Wilson atraviesa por un resurgir con el equipo al ganar seis de sus últimos siete desafíos. Hasta ayer, Wilson, de 30 años, sumaba 24 pases para anotaciones —empate con

 Lamar Jackson— y solo lo han interceptado tres veces para estar tercero en la estadística negativa. Además, ha liderado cuatro remontadas en el cuarto parcial y tiene cinco “drives” ganadores de juegos. Seattle tendrá duelos importantes el lunes frente a  Minnesota (8-3) y el 8 de diciembre, frente a los Rams (6-5). Marcha segundo en el Oeste, detrás de los 49ers. 

La lucha por los comodines

Seattle (9-2) y los Bills de Buffalo (8-3) están atravesando sólidas temporadas, pero se encuentran detrás de San Francisco y Nueva Inglaterra en sus respectivas divisiones. Dos de estos cuatro equipos tienen prácticamente seguros el primer de los dos comodines de ambas conferencias.  Por el segundo wild card de la Americana, los Steelers, los Raiders, los Colts y los Titans están empatados a 6-5, mientras que los Browns de Cleveland acechan con récord de 5-6. Pittsburgh tendrá un partido crucial el domingo contra Cleveland, mientras que Oakland perdió terreno tras ser doblegados 34-3 por los Jets de Nueva York para dejar ir una racha de tres triunfos, y visitan el domingo a Kansas City (7-4). Tennessee e Indianapolis también se ven en un choque que los moverá a favor o en contra en la tabla. En la Nacional, Minnesota (8-3) está en una buena posición de alcanzar uno de los comodines, mientras que los Rams de Los Ángeles presentan  6-5 para estar 

seguidos muy de cerca por Chicago (6-6), Filadelfia (5-6) y Carolina (5-6). Los Cowboys enfrentaban anoche a los Bills, y los Bears lograron ayer una victoria ante Detroit (3-8-1). Los Rams  tienen un encuentro fácil en papel el domingo ante Denver (3-8), al igual que los Panthers de Carolina, quienes reciben a Washington (2-9), y los Eagles de Filadelfia, quienes viajan a Miami (2-9).