Joel Matos aseguró que se preparó mentalmente para esta competencia. (Suministrada)

El ultra nadador Joel Matos concluyó ayer 30 horas de nado ininterrumpidas como parte de la segunda edición del evento Brazadas por la Inclusión de Special Olympics Puerto Rico.

Matos es el primer puertorriqueño en completar el evento que se realizó en la piscina del Caparra Country Club de Guaynabo.

“Al tener la experiencia del año pasado, que terminamos bastante adoloridos y cansados, en estas 30 horas trabajamos muy fuerte e hicimos algunos cambios porque la idea era terminar el evento en buen estado, y así fue. Para estas 30 horas se hicieron los ajustes mentales, no me desesperé y mantuve el paso”, indicó Matos.

Brazadas por la Inclusión le sirvió de preparación para su próximo compromiso de natación, que será el próximo mes de mayo en donde realizará el cruce a nado del Catalina Channel, un evento que se realiza en California.

De otra parte, José Barea, presidente de esta entidad que impacta a atletas con discapacidad intelectual, resaltó el ímpetu y la noble gestión de este ultra nadador, quien se ha identificado con el movimiento de inclusión que profesa Special Olympics.

“Su buen corazón se impuso ante todo, sin importarle su salud, exponiendo al máximo sus habilidades y poniendo en juego su integridad física, todo a beneficio de nuestros atletas. No todos tienen esa valentía”, dijo Barea.


💬Ver 0 comentarios