La agrupación continuará creando música nueva con la meta de completar su próximo disco. (EFE)

La banda colombiana Monsieur Periné envía un mensaje en su nuevo tema "Mundo Paralelo", junto a Pedro Capó, sobre la necesidad de valorar las pequeñas cosas que dan sentido a la vida y más en la situación actual relacionada con la pandemia mundial del coronavirus.

"Lo más importante que queríamos comunicar con esta canción y todo su lenguaje gráfico es la posibilidad de ver en lo sencillo la magia del presente. En todas nuestras rutinas cotidianas hay la posibilidad de ver la magia y verla o no es una decisión", explicó en entrevista con Efe Catalina García, quien forma la agrupación junto al multinstrumentista Santiago Prieto.

"Mundo paralelo" es un canto a la vida, al disfrute y al amor por los detalles, y con su título se refiere a la opción que escogieron los miembros del grupo de vivir en un lugar metafórico en el que ver la magia y lo bueno de las cosas que traiga la vida.

Durante la gira que hicieron por América y Europa con su último trabajo "Encanto Tropical" (2018) tenían poco tiempo para estar en su casa y componer, pero en una reunión con amigos compositores comenzaron a hablar sobre el estilo de vida que implicaba su carrera musical y salió "Mundo Paralelo".

"Quisimos escribir una canción sobre nuestra filosofía de vida que es elegir vivir en un mundo paralelo del presente, de las cosas sencillas, de valorar los momentos que la vida nos ofrece y ver la magia en ello porque como gitanos andando por el mundo con la casa en la maleta no podemos llevar muchas cosas", expresó Catalina.

La canción fue compuesta en noviembre pasado y grabada en enero, un momento en el que nadie sabía que el mundo entero se iba a encontrar en una situación tan inusual como la actual, en la que muchas personas tienen que quedarse en casa para evitar la propagación de la COVID-19.

Sin embargo, los músicos consideran que todo pasa por algo y que querían, especialmente ahora por la cuarentena, provocar en sus seguidores un sentimiento "que conecte con el corazón, con la creatividad, con la fantasía y con la honestidad".

A Catalina y Santiago esto les sucede con la música, que, dijeron, los coloca en el presente y les obliga a tener determinación y convicción a la hora de salir a un escenario o de irse lejos de sus hogares. Asimismo, la cantante consideró que tanto la canción como el momento actual representan la necesidad de volver a conectar con la tierra en medio de un torbellino que paró forzosamente con el coronavirus.

"Veníamos en un sistema de devorarlo todo y no encontrar satisfacción en nada, de estar frustrados como humanidad y como individuos. A veces es bueno dejar de cargar ese peso y ver que estás bien así", remarcó Catalina.

Dentro de este sistema que mencionó, existe una concepción de la industria musical del mundo latino que ellos rechazan: "es como la vitrina de las cosas materiales, hay que tener yates, aviones, mansiones y joyas para poder decirle a alguien que lo amas", destacó la cantante.

Sin embargo, encontraron el modo de crear algo ajeno a esto junto a Pedro Capó, quien consideraron que traía la energía perfecta para esta canción, además de tener una carrera de 20 años que lo respalda, y que se mostró "familiar, amoroso y sencillo" durante el trabajo conjunto.

Ambos componentes de Monsieur Periné se sienten satisfechos con esta canción, que formará parte de un futuro disco que esperan publicar antes de que acabe el año y cuyas canciones irán saliendo como sencillos progresivamente, si todo va bien y adaptándose a las circunstancias.

La banda, como toda la industria musical, se encuentra en un momento de adaptación a las circunstancias debido a la pausa obligada en cualquier tipo de espectáculo y, aunque son conscientes de que hay que buscar la manera de reinventarse, echan en falta los escenarios.

"Nos hace mucha falta tocar. Somos una banda principalmente de tocar, nuestra música es música viva, además la música no es un ejercicio solipsista de uno en su casa inventando, hay que construir en grupo. También nos hace falta conectar con el público porque al final ese es el fin de la música, hacer bailar a la gente y llevarles emoción", expresó Santiago.

En un futuro la banda se visualiza siguiendo explorando nuevos caminos y estilos, dejándose llevar por la música e invitando a la gente a unirse a un estilo de vida respetuoso con el medioambiente, divertido y tranquilo.


💬Ver 0 comentarios