Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Una exposición en su honor recoge parte del legado de la religiosa. (EFE)
Una exposición en su honor recoge parte del legado de la religiosa. (EFE)

Comedores para los pobres, casas de acogida para los huérfanos y un inédito sindicato obrero femenino creado una década antes de que se formaran los primeros gremios en Bolivia son parte del legado de la beata española Nazaria Ignacia, que irradió desde el país andino su cruzada por los más necesitados.

💬Ver comentarios