Jorge Tollinche cuenta con más de 15 años de experiencia en el campo de la publicidad. (Suministrada)

Lo que para muchos pudo ser una decisión arriesgada, para Jorge Tollinche, un creativo con más de 15 años de experiencia en el campo de la publicidad y el mercadeo, dar el salto a la industria de los bienes raíces fue una decisión acertada.

En el 2019, aceptó este nuevo reto profesional, se lanzó y formó su equipo de trabajo bajo el nombre “Tollinche Real Estate”.

“Los bienes raíces eran una nueva puerta que me podía abrir dentro de mi profesión como publicista, representaban un nuevo reto, pero utilizando las mismas herramientas y conocimientos que utilizaba en mi diario vivir, solo que redirigidos a un nuevo producto”, dijo el ahora corredor de bienes raíces y publicista en comunicación escrita.

Con un equipo de trabajo compuesto por siete profesionales -entre corredores y agentes de bienes raíces- el equipo busca cubrir todas las necesidades de sus clientes y potenciales clientes en toda la isla.

Tollinche explicó que el mercado está en un excelente momento para los que desean vender sus propiedades, pero muchos dueños están aguantados de hacerlo por la incertidumbre que ha creado la pandemia. Es por esto que la compañía ha integrado nuevas estrategias para que los dueños de las propiedades se sientan más seguros al momento de vender. Como muchas otras industrias, la emergencia sanitaria transformó la forma en que se trabaja.

“Tratamos de hacer la mayor parte del proceso de manera remota y utilizando la tecnología a nuestro favor. Para los ‘showings’ utilizamos los ‘tours’ virtuales 360° donde las personas pueden visitar las propiedades desde la comodidad de su hogar y pueden recorrer las propiedades como si estuvieran allí presentes. En casos de propiedades vacías, se trabaja por citas y realizamos el mismo protocolo de prevención que cualquier otro comercio”, añadió el corredor.

Según el empresario, en Puerto Rico hace falta educar más a los dueños y a los compradores sobre sus derechos y responsabilidades al momento de vender o comprar una propiedad. Asimismo, al igual que en la parte del mercadeo, esta industria necesita un avance en el servicio al cliente, tanto con los dueños de las propiedades, como con los prospectos compradores. “Estamos en una industria que está llena de oportunidades y sabemos que contamos con el equipo, el conocimiento y la experiencia necesaria para poder trabajar exitosamente cualquier mercado dentro de los bienes raíces”, explicó Tollinche.

El publicista reveló que, basado en las llamadas que reciben a diario, el segmento de mayor demanda son las propiedades de $85,000 hasta $165,000, seguido de las propiedades de lujo y los solares con vista al mar o a las montañas.

💬Ver comentarios