En Puerto Rico, un 65% de las bebidas alcohólicas se consume en los predios (“on premise”), o lo que se conoce también como el mercado frío, como barras, restaurantes, conciertos, festivales, chinchorros y hoteles; mientras el restante 35% se genera en supermercados, clubes de descuento y farmacias (“off premise”). (Carla D Martinez)

“El COVID-19 vino a cambiar al mundo y algunos se han afectado más que otros”, dijo Mari Casellas, vicepresidenta de Mercadeo de V. Suárez & Co., refiriéndose no a las personas, sino al sector de alimentos y bebidas.