Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

(Shutterstock)
(Shutterstock)

A una semana del terremoto de magnitud de 6.4 que dejó a todo Puerto Rico sin servicio de energía eléctrica y con severos daños estructurales en varios municipios del sur, las empresas de telecomunicaciones informaron cómo avanzan en el proceso de restauración de servicios.

Jorge Martel, gerente general y vicepresidente ejecutivo de T-Mobile, aseguró que “la red está operando normal ya en estos momentos”. Indicó que luego de apagón “en unos casos aislados” confrontaron problemas para llegar a reabastecer de diesel los generadores porque el paso estaba obstaculizado por desprendimientos. Hasta el momento, hay solo tres radiobases en Ponce, San Germán y Guánica a las cuales no han podido tener acceso por estar en edificios o terrenos que sufrieron daños

“Pero la señal nueva nos ayuda mucho porque se puede tener señal de otras torres”, afirmó.

Martel indicó que como respuesta a la emergencia por los sismos “vamos a volver a hacer  un estudio completo de la seguridad estructural de todas nuestras propiedades donde están nuestros empleados y clientes”. 

“Y le estamos exigiendo a los dueños de las propiedades que nos hagan llegar un plan de desalojo y nos hagan llegar sus inspecciones estructurales”, recalcó. 

Hasta la fecha, la tienda de Yauco permanece cerrada por daños y usan dos unidades móviles para dar servicios y también facilitar suministros y wifi a comunidades impactadas.

En el caso de Liberty,  el presidente y principal ejecutivo Naji Khoury informó que ya más de 90% de los clientes cuentan con todos los servicios de video, internet y telefonía que tengan contratados con la compañía.

Solo la tienda de Ponce Mall está cerrada por seguridad, con el resto de los puntos de venta en plena operación. Khoury exhortó a los clientes que no tengan servicio de Liberty a pesar de ya contar con electricidad a comunicarse con la línea de servicio 787-355-3535 o enviar un email a [email protected]

Entretanto, la empresa junto con su brazo filantrópico Liberty Foundation mantienen hotspots en refugios de Guayanilla, Lajas, Sabana Grande, Peñuelas, Yauco y Guánica, para facilitar el acceso a internet y a las comunicaciones a los damnificados.

Por su parte, Enrique Ortiz de Montellano, presidente y principal oficial ejecutivo de Claro, informó que “la red móvil está en servicio y operando normalmente con  energía comercial de la Autoridad de Energía Eléctrica -  y menos del 5%  operando en generadores en zonas donde aún no ha llegado la luz”.

Ortiz agregó que “el suplido de combustible preventivo está activado y funcionando de acuerdo a las prioridades preestablecidas”.

En cuanto al tráfico, reportó que se ha mantenido normal.  “La red fija está funcionando en un 98% con energía comercial.  La afectación del restante 2% está asociada a la falta de energía. El tráfico de internet se encuentra en niveles normales”, precisó el ejecutivo, cuya empresa también ha estado activa en las labores de repartición de suministros y apoyo a comunidades en las zonas afectadas.