(semisquare-x3)
La casa evaluadora A.M. Best retiró su clasificación crediticia a Integrand y designó a la aseguradora en la categoría “E”, que significa que está bajo supervisión regulatoria. (GFR Media)

La casa evaluadora A.M. Best retiró su clasificación crediticia para Integrand Assurance Company y le ha designado en la categoría “E” para consignar la intervención regulatoria por parte de la Oficina del Comisionado de Seguros (OCS).

La decisión de A.M. Best se produjo el pasado miércoles, cuando la firma indicó que sacaba a Integrand del proceso de revisión que llevaba a cabo desde marzo pasado. Entonces, tras confirmar los retos financieros de Integrand como secuela de los huracanes Irma y María de 2017, A.M. Best colocó al asegurador en la clasificación “C++”, que se utiliza para describir a un asegurador con solvencia marginal.

“Integrand fue colocado bajo supervisión regulatoria principalmente debido al considerable desarrollo con las pérdidas del huracán María que agotaron su protección de reaseguros”, indicó A.M. Best en un informe al mercado.

La decisión de la casa acreditadora fue la respuesta a una orden de la jueza superior Rosa N. Russe García para colocar a Integrand en un proceso de rehabilitación, a la luz del Capítulo 40 del Código de Seguros y en medio de una batalla legal entre el asegurador y la OCS.

Con el fallo, emitido el pasado 31 de mayo, Russe García autorizó al rehabilitador que designe la OCS a tomar control de Integrand. Entre otras cosas, la orden confiere poder para despedir empleados, prohibir a accionistas y oficiales ejercer cualquier función o gestión en nombre del asegurador, así como reorganizar las operaciones, consolidarlas o fusionarlas con otra entidad, de ser conveniente.

A diferencia del caso de insolvencia de Real Legacy Assurance, cuyo expediente en el tribunal permaneció en carácter confidencial por meses y con el aval de la OCS, al proceso judicial con Integrand no parece aplicarle igual tratamiento.

En su fallo, la jueza acogió los argumentos de la OCS para activar el capítulo 40. Esto, al establecer -entre otras cosas- que Integrand admitió a la OCS que la insuficiencia de reaseguro para responder a las reclamaciones por los huracanes Irma y María podría alcanzar $50 millones y destacar además que, como parte de las medidas correctivas, Integrand también determinó no suscribir seguros para agencias de gobierno, hoteles, condominios y operaciones cercanas a cuerpos de agua.

Si bien Integrand solicitó a la OCS activar el capítulo 40, en una moción informativa, el asegurador dijo a Russe García que sus problemas se deben “exclusivamente a las acciones e inacciones ilícitas e inconstitucionales” del actual comisionado de Seguros, Javier Rivera Ríos, el subcomisionado Rafael Cestero Lopategui y el comisionado auxiliar de Asuntos Legales, Alexander Adams.

En una entrevista previa con El Nuevo Día, Rivera Ríos indicó que no entraría en controversias tras los señalamientos del asegurador.

Popular pide cambiar seguro

Tras los ajustes crediticios por parte de A.M. Best, Banco Popular decidió que en lo sucesivo, no aceptará transacciones que cuenten con una póliza emitida por Integrand como colateral, incluyendo préstamos vigentes.

En una carta suscrita por el primer vicepresidente de Banca de Negocios de Popular, Miguel Páez Berlingeri, la institución recomendó a los destinatarios “comunicarse con su agente o productor de seguros para que le oriente sobre su cubierta actual y las opciones disponibles para reemplazar su póliza”.

A preguntas de Negocios, Popular informó que la misiva se envió a unos 524 clientes comerciales de la institución, y que también se cursaron misivas similares a todos los clientes con hipotecas residenciales y préstamos de automóviles asegurados por Integrand.

Los clientes de la institución tendrán hasta el vencimiento de sus pólizas para hacer el cambio a otro asegurador, se indicó.


💬Ver 0 comentarios