La OMC, además, predijo un aumento del 7.2% en el comercio el próximo año, mucho más “pesimista” que el pronóstico de abril de un repunte del 21.3%. Las previsiones excluyen el comercio de servicios y se centran únicamente en las mercancías. (JOERN POLLEX)

GINEBRA (AP) — La Organización Mundial del Comercio pronosticó el martes una caída del 9.2% en el comercio de mercancías este año, y dijo que el impacto de la pandemia no parece ser tan malo como se pensó en un principio, aunque la recuperación puede ser más lenta de lo anticipado y podría empeorar si los recuentos de casos aumentan de nuevo.

Los economistas del organismo comercial con sede en Ginebra revisaron hoy su predicción anterior, cuando pronosticaron una caída de 12.9%. Ese pronóstico se presentó en abril, cuando los casos de COVID-19 se dispararon en los principales motores económicos como la Unión Europea y Estados Unidos.

La revisión sigue a la mejora de los resultados comerciales en junio y julio, sobre todo gracias a la creciente demanda de productos de salud y equipos electrónicos.

Pero del mismo modo, la OMC ahora predice un aumento del 7.2% en el comercio el próximo año, mucho más “pesimista” que el pronóstico de abril de un repunte del 21.3%. Las previsiones excluyen el comercio de servicios y se centran únicamente en las mercancías.

La OMC advirtió que cualquier recuperación a mediano plazo dependerá de la fortaleza de la inversión y el empleo.

“Ambos podrían verse socavados si la confianza se ve afectada por nuevos brotes de COVID-19, que podrían obligar a los gobiernos a imponer bloqueos adicionales”, indicó la OMC en un comunicado.