(semisquare-x3)
Desde la izquierda, Isabel Rullán, directora ejecutiva de ConPRmetidos, junto a Germán Negrón, gerente general de PR Coffee Roasters. (Suministrada)

Con una inversión semilla de $115,000 de la entidad sin fines de lucro ConPRmetidos, la organización Productores de Café de Puerto Rico (Procafé) estrenó ayer su sede en Adjuntas.

La oficina en los predios del parador Villas de Sotomayor “representa una base de operaciones desde donde nosotros los caficultores trabajamos a beneficio de los que sembramos, cultivamos y cosechamos el café puertorriqueño”, afirmó la presidenta de Procafé, Iris Jannette Rodríguez.

“La industria recibió un gran golpe (con el huracán María) y nos dimos cuenta de que somos muchos primos y nos necesitamos unos a otros”, expuso sobre el espíritu de colaboración con otros eslabones de la cadena, como viveristas, benefactores, torrefactores y tiendas de café.

Por ello, Procafé —que ya cuenta con 497 socios caficultores, provenientes de 21 municipios— tiene socios aliados que representan toda la cadena. No obstante, para la toma de decisiones, solo los caficultores cuentan con voto, aclaró Rodríguez. Esto responde a que la entidad se creó precisamente para dar voz a las necesidades de los productores.

Por el ángulo agroempresarial, Rodríguez informó que “estamos orientando a los caficultores sobre la diversificación de cultivos en la fincas”. Así, como el café toma unos tres años, pueden recibir ingresos de otros productos que se cosechan a corto plazo. A su vez, Rodríguez destacó que entre los asociados hay un buen grupo de mujeres. Explicó que muchas veces no se refleja cuán fuerte es la participación femenina en este sector porque en la documentación de las operaciones de matrimonios solo aparece el nombre del hombre.

Por otro lado, como antesala a la inauguración, Procafé y ConPRmetidos redactaron y circularon ayer un manual de mejores prácticas para establecer siembras de café, publicación que surgió a petición de los propios caficultores. “Las prácticas había que mejorarlas. La creación del manual ha sido de gran ayuda para los caficultores. Queremos que estas nuevas siembras sean más productivas, que estemos haciendo las cosas bien desde el principio”, recalcó Rodríguez.

Por su parte, Isabel Rullán, directora ejecutiva de ConPRmetidos, indicó que la inversión de $115,000 se destinó a la ejecución del Proyecto de la Montaña, una de las iniciativas que comenzaron después del huracán María. Esto incluye el equipo para distribuir las semillas, el registro de caficultores, la verificación de sus fincas, la impresión de los manuales y la operación de la oficina por un año.

“Les dimos el capital semilla y ahora con la membresía pueden continuar”, indicó sobre la intención del liderato de Procafé de operar con un modelo de autosuficiencia financiera.

Para la adquisición de los 750 mil arbolitos para ayudar a reiniciar la producción local, ConPRmetidos contó con una donación de $500,000 de la entidad Unidos por Puerto Rico.

A estos esfuerzos de allegar semillas a los caficultores después de la devastación de los huracanes de 2017, se han sumado otras iniciativas como donaciones de Starbucks Foundation y el compromiso de PR Coffee Roasters de suplir más de 2.5 millones de semillas para recuperar el sector.

A la inauguración asistieron Héctor Cordero, presidente de la Asociación de Agricultores, y José E. López, fundador de la Escuela Agrícola Esteban Bianchi Maldonado en Adjuntas, se informó.


💬Ver 0 comentarios