Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

El reverendo Joshua Withfield toma la comunión a su esposa Alli y a las hijas de ambos Zoe-Catherine (izq), y Maggie en la iglesia Santa Rita de Dallas. (AP)
El reverendo Joshua Withfield toma la comunión a su esposa Alli y a las hijas de ambos Zoe-Catherine (izq), y Maggie en la iglesia Santa Rita de Dallas. (AP)

Dallas — El sacerdote se levanta a las cuatro de la mañana cuando tiene que dar misa temprano, toma un café y disfruta de un momento de paz mientras sus hijos duermen en habitaciones llenas de animales de peluche, muñecas de Sesame Street y cuadros de santos. Después se despide de su esposa con un beso y se encamina en auto, por calles desiertas, a su parroquia.