En esta fotografía se muestra el efecto visual que causa la presencia de polvo del Sahara. (GFR Media) (semisquare-x3)
En esta fotografía se muestra el efecto visual que causa la presencia de polvo del Sahara. (GFR Media)

La alta concentración de particulado de polvo del desierto del Sahara se sentirá nuevamente hoy sobre Puerto Rico, lo que provocará cielos brumosos y limitará las probabilidades de aguaceros, informó el meteorólogo Gabriel Lojero, del Servicio Nacional de Meteorología (SNM) en San Juan. 

La concentración será similar a la que hubo ayer, pues se registra una limitación en la visibilidad de seis millas. Esto quiere decir que será difícil observar montañas o edificios después de esta distancia. 

“Estamos en lo mismo de ayer, con bastante polvo y visibilidad bastante limitada. Después, en el fin de semana va a disminuir la actividad de polvo”, precisó Lojero.  

Según la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés), los episodios de polvo del desierto del Sahara se registran a finales de la primavera, durante el verano y temprano en el otoño. Se trata de una masa de aire muy seca, cargada de polvo del desierto, que se mueve usualmente hacia el océano Atlántico Norte cada tres a cinco días.

Este particulado afecta la salud de las personas, sobre todo a aquellas que son sensibles a los alérgenos y los que padecen de problemas pulmonares.

Por su parte, la Junta de Calidad Ambiental (JCA) alertó que el Índice de Calidad de Aire en Puerto Rico llegó hoy al nivel de insalubre, de acuerdo a las estaciones de Bayamón, Cataño y Ponce.

Este nivel es el más alto en la escala del índice y podría representar dificultades en la salud de la población, particularmente en aquellos ciudadanos con enfermedades cardíacas y respiratorias, así como a grupos sensitivos como los niños y ancianos, informó el Departamento de Recursos Naturales en un comunicado.

La escala de concentración para el nivel de insalubre comprende desde 151 a 200. La estación de Bayamón marcó este viernes 159; Ponce 154, mientras Cataño llegó a 152.

El Área de Calidad de Aire de la JCA recomienda a los grupos sensitivos limitar las actividades en el exterior; mientras tanto, las personas con enfermedades respiratorias deben evitarlas.

Debido a la presencia de este particulado, las probabilidades de que se registre algún aguacero son mínimas. Lojero indicó que, de registrarse algún chubasco, sería en la zona oeste durante la tarde. 

Ya para mañana y el domingo, ante la disminución del polvo del Sahara, se regresará al patrón típico de lluvias de la temporada. Esto quiere decir que durante la mañana se registrarían aguaceros pasajeros en la mitad este y en la tarde podrían ser más numerosos en el oeste e interior. 

Las temperaturas, entretanto, estarán cálidas. Se espera que el termómetro alcance los 90 grados Fahrenheit y que el índice de calor (sensación que se tiene de la humedad disponible y la temperatura) ronde en los 100 a 103 grados. 

Por otro lado, las condiciones marítimas están picadas y se espera que se deterioren aún más para el domingo

Lojero detalló que se registran olas hasta seis pies y vientos de hasta 20 nudos. Debido a estas condiciones, una advertencia para operadores de pequeñas embarcaciones está en efecto.

Además, se reporta un riesgo moderado de corrientes submarinas para las playas del norte y sur, así como en las islas municipio de Vieques y Culebra. Se les recomienda a los bañistas que ejerzan precaución, pues estas corrientes arrastran a los nadadores hacia mar afuera. 

Estas condiciones marítimas empeorarán este domingo, cuando se espera la llegada de una marejada del norte.


💬Ver 0 comentarios