Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
CHISPA, panel de conferencias organizado por el epidemiólogo Johnny Rullán, tendrá una sesión dedicada a trabajos de investigación en Latinoamérica, España y Puerto Rico. (Juan Luis Martínez)

Antes de hablar de adiestramientos a la clase médica sobre la forma correcta de completar las actas de defunción en casos de eventos catastróficos, primero se debe detectar cuáles fueron los errores observados en estos documentos en la reciente emergencia surgida por los efectos del huracán María.

“Hay que identificar qué porcentaje de los médicos lo llenaron bien y qué porcentaje lo llenaron mal para saber qué es lo que el adiestramiento debe trabajar”, advirtió el doctor Johnny Rullán, exsecretario de Salud.

El secretario de Salud, doctor Rafael Rodríguez Mercado, ha anunciado que está contemplando hacer un curso compulsorio en línea que sea requisito para la clase médica como parte de la renovación de su licencia profesional cada tres años.

Las muertes asociadas al huracán María, directa o indirectamente, han generado una ola de controversia y confusión ante la falta de transparencia gubernamental sobre este proceso y sobre la cantidad real de fatalidades vinculadas a este evento.

Un análisis de los decesos surgidos después del huracán María es uno de los temas que se discutirán en la primera Conferencia Hispana de Salud Pública (CHISPA) que se llevará a cabo el 11 y 12 de agosto en un hotel de Dorado.

Las necesidades identificadas antes y después de este evento atmosférico, así como los efectos que causó en la nutrición de la población y cómo planificar para desastres naturales formarán parte del panel de conferencias. También se abundará sobre el Plan del Consorcio para Futuros Desastres Naturales en Puerto Rico, iniciativa del sector privado que se formalizó a raíz del huracán María.

“Se va a hablar de cómo se hace el protocolo cuando se identifiquen problemas de energía, situaciones médicas y de transportación, entre otros, durante una emergencia... Sobre cómo volver a la normalidad”, sostuvo Rullán.

Según el epidemiólogo, la crisis económica que atraviesa el país y la devastación causada por el huracán María urgen la necesidad de elaborar estrategias para atender algunas de las emergencias de salud pública que amenazan la salubridad de la ciudadanía.

¿Qué han hecho otros países en casos similares? ¿Qué acciones han resultado efectivas y cuáles no? ¿Qué medidas de prevención se deben tomar? ¿Qué tipo de alianzas podrían ayudar? Estas son solo algunas de las interrogantes que se contestarán en CHISPA, anticipó Rullán, quien está organizando el evento.

“Vamos a poder ver cómo vamos en comparación con otras partes del mundo”, comentó.

CHISPA, explicó, contará con la participación de expertos en varios temas de la salud. Además de panelistas locales, vendrán conferenciantes de España, Perú, Guatemala, Brasil, República Dominicana, Cuba y Estados Unidos.

El grupo incluye expertos del Servicio de Inteligencia Epidemiológica del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés), de la Red de Programas de Entrenamiento en Epidemiología de Campo e Intervenciones en Salud Pública (TEPHINET, en inglés) y del Programa de Epidemiología de Campo, de España.

También, habrá participación de estudiantes de salud pública de las cuatro escuelas de medicina del país: la Escuela San Juan Bautista, en Caguas; el Recinto de Ciencias Médicas, en Río Piedras; la Universidad Central del Caribe, en Bayamón, y la Universidad de Ciencias de la Salud, en Ponce.

“Es una conferencia ecléctica, donde vamos a mezclar tanto la parte clínica como la de salud pública”, dijo Rullán, quien añadió que los profesionales de la salud que asistan podrán obtener los 16 créditos mandatorios para renovar su licencia profesional.

Según el epidemiólogo, los objetivos de CHISPA son diseminar datos con evidencia científica para los profesionales de la salud, enfatizar los conceptos epidemiológicos para responder oportunamente a los retos que se presenten y desarrollar futuros líderes de la salud pública, tanto en Puerto Rico como en Iberoamérica, combinando esfuerzos del gobierno y la empresa privada.

Influenza, tuberculosis, hipertensión, diabetes, dengue, chikungunya, zika y asma también serán materia de discusión en el panel, así como cambios en la natalidad en Puerto Rico, la prevención de suicidios, programas efectivos para la cesación de fumar, profilácticos efectivos para la mujer, el control de enfermedades por vacunación, el manejo de antibióticos, el uso apropiado de medicamentos y varias charlas sobre el manejo médico administrativo.

CHISPA tendrá además una sesión dedicada a trabajos de investigación en Latinoamérica, España y Puerto Rico.


💬Ver 0 comentarios