La comisionada residente, Jenniffer González. (GFR Media)

La comisionada residente en Washington, Jenniffer González, afirmó hoy que el futuro del negocio de las peleas de gallos en Puerto Rico está en estos momentos en manos de la gobernadora Wanda Vázquez Garced.

González sostuvo que una vez fracasaron los esfuerzos por lograr una moratoria adicional de por lo menos un año en la puesta en marcha de la ley federal que extendió a Puerto Rico la prohibición en contra de las peleas de gallos organizadas y el uso de parafernalia relacionada a esos eventos, la alternativa es que la gobernadora Vázquez Garced convierta en ley el proyecto de la Cámara 2330.

Los promotores de la legislación apuestan a que se interprete que la ley federal solo prohíbe el negocio interestatal de las peleas de gallos y no entra en asumir jurisdicción sobre actividad exclusivamente estatal.

“Es un mecanismo de protección”, dijo la comisionada, quien ayer no logró incluir como enmienda a un proyecto de presupuesto la propuesta para aplazar por un año la entrada en vigor de la ley federal, que es efectiva el viernes.

La comisionada González sostuvo que el Departamento de Agricultura de EE.UU. no le ha dado explicaciones sobre cómo hará cumplir la ley, ya sea en torno a las penalidades a que se exponen los galleros que reten el estatuto o qué se hará con los gallos de pelea que puedan ser confiscados.


💬Ver 0 comentarios