Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Indicó que un 90% de los clientes de la AEE ya cuentan con el servicio de luz

La Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) informó esta tarde a través de su cuenta de Twitter que regresó el servicio eléctrico al 97.2 por ciento de los clientes en la Isla. 

"Se restablece el servicio eléctrico a todos los clientes que ya estaban energizados antes de la interrupción general de ayer", escribió la agencia. 

Hasta las 4:00 p.m., sectores de Bayamón (Guaraguao Arriba y Camino Los Pomo), Canóvanas (El Pulgatorio), Cayey (Jájome Alto), Cidra (Beatriz), Humacao (Tejas), Las Piedras (Collores y Lijas) y Yabucoa (Limones) habían sido energizados de manera parcial. 

Esta mañana, Justo González había alegado que el sistema estaría recuperado para el mediodía. 

A la 1:00 p.m., ya la AEE había logrado devolverle el servicio de energía al 90% de los abonados que ya habían recuperado el sistema de energía tras el devastador paso del huracán María. Esto representa que alrededor de 1,325,000 clientes, de los 1,473,000 que en total tiene la corporación, les ha regresado nuevamente la luz. 

El 97% que se ha fijado la corporación pública como meta representa precisamente la tasa de energización que la corporación pública alega haber alcanzado previo al apagón de ayer, provocado por DGrimm, un subcontratista de la contratista de la AEE, Cobra Energy. Esto representa un total de 1,431,386 clientes.

En entrevista con El Nuevo Día, González explicó que a las 12:30 p.m. con la entrada en operaciones de la unidad 1 de la Central Aguirre, la Unidad 1 de la central privada AES y la unidad 8 de la Central San Juan, sectores de la zona sur en los pueblos de Juana Díaz, Ponce, y Guayanilla deben ser energizados. En la zona metropolitana también hay áreas sin luz, pero González atribuyó esto a una avería en el Centro de Transmisión de Bayamón.

De hecho, a eso de las 10:00 a.m. se fue la energía eléctrica en el Capitolio. Mientras, la rama judicial anunció esta tarde el cierre de los tribunales de Bayamón y Arecibo.

La unidad 2 de Aguirre está lista para operar de ser necesitada por un aumento en la demanda de energía, dijo González.

“Ya la emergencia la cubrimos”, dijo.

Ayer el gobernador Ricardo Rosselló Nevares ordenó la cancelación del contrato de la empresa DGrimm, pero esta tarde González reconoció que esa potestad realmente recae en las manos de Cobra Energy.

"Les dije: 'No los quiero tocando una línea más aquí'", sostuvo González al explicar que esta tarde se reunirá conpersonal de Cobra para asegurarse que DGrimm haya sido “desmovilizada”.

González explicó que DGrimm fue contratada para realizar labores de movimiento de terreno y limpieza. Dijo que, tras la salida de esta empresa, anticipa que Cobra Energy le buscará un sustituto o harán el trabajo ellos mismos.

De hecho, la cadena de eventos que culminó en el apagón del jueves inició el martes, cuando una torre supuestamente asegurada por Dgrimm cayera sobre un tensor de la línea de 50700, que discurre desde Aguirre al Centro de Transmisión de Aguas Buenas. Esto provocó que se iniciara un proceso que se conoce como Vías Libres, en que se organiza todo para que trabajadores, en este caso de la empresa privada, pudieran hacer reparaciones sobre una línea energizada, siendo esta de 230,000 voltios.

El trabajo de resolver el problema ya provocado lo realizó DGrimm.

Preguntado si era prudente que esta empresa, que la semana pasada provocó otro apagón cuando cayó un árbol sobre la línea 50900, González explicó que hubo una reunión con la dirección de la compañía.

“Fue para que cambiaran sus protocolos de seguridad porque ya habían tenido dificultades”, dijo González al explicar que en el encuentro estuvo presente la ingeniera Shehaly Rosado, oficial de seguridad de la AEE. “Les dijimos que cambiaran todo su protocolo de seguridad y se les dio la autorización”, dijo.

Entonces ocurrió el evento de ayer, cuando una excavadora levantó su brazo e hizo contacto con la línea 50900, que discurre entre Aguirre, en Salinas y AES Puerto Rico, en Guayama.

González explicó que más allá de la cancelación del contrato de DGrimm, la AEE revisará el contrato de Cobra Energy -responsable inmediato de su subcontratista- para auscultar posibles penalidades.

“Vamos a cotejar las cláusulas del contrato y basándonos en lo que estipule el contrato, vamos a pasar la responsabilidad. Esto fue un evento que trascendió. De María para acá no habíamos tenido un evento que nos apagara totalmente. Tuvimos eventos en el área Metropolitana por la inestabilidad en las líneas, pero esto de golpe… esto fue inaceptable”, dijo.

González ha dicho que está a cargo de las operaciones diarias de la AEE mientras el director de la corporación pública, Walter Higgins, cobra un salario de $450,000. Esta mañana González señaló que su jefe está en Nueva York en reuniones relacionadas a su rol como jefede la compañía de la luz.


💬Ver 0 comentarios