José Ortiz, jefe de la Autoridad de Energía Eléctrica, busca "que el gobierno federal puede estar a tono con la velocidad con que estamos haciendo las cosas". ¿Y qué está pasando en la AAA? Escucha las entrevistas.

La gerencia de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) presentó en la capital federal los detalles del plan de recuperación del sector energético, un documento cimentado sobre cinco pilares y que persigue transformar la red en una moderna, rentable y resistente a eventos como el huracán María.

El director ejecutivo de la AEE, José Ortiz, el presidente de la Junta de Gobierno de la corporación pública, Elí Díaz Atienza, y el jefe de la Oficina Central de Recuperación y Reconstrucción, Omar Marrero, viajaron la semana pasada a Washington, DC para reunirse con congresistas, asesores de Casa Blanca y representantes de varias agencias federales.

A todos, contó Ortiz en entrevista exclusiva con El Nuevo Día, les presentaron la “estrategia de modernización” del sector energético contenida en el plan de recuperación.

Indicó que los cinco pilares que sostienen el plan son servicio al cliente, costoefectividad, confiabilidad, resiliencia y sostenibilidad. Para cada uno de ellos, ya se trabaja con diversos proyectos.

Por ejemplo, en el área de servicio al cliente, se evalúan propuestas de cuatro compañías privadas para la instalación de contadores inteligentes. En el área de costoefectividad, ya se adjudicó el contrato para la gasificación de las unidades #5 y #6 de la central San Juan, un proyecto que, según Ortiz, redundará en ahorros para la AEE.

“El modelo económico de la Autoridad va a cambiar, y la iniciativa más importante es la concesión privada”, dijo Ortiz, en referencia a la compañía que, en algún momento de este año, asumirá la operación del día a día de la corporación pública. Esto se hará en virtud de la Ley 120-2018, que permite, entre otras cosas, la privatización de los activos de generación y la concesión, a término fijo, de los activos de transmisión y distribución.

Por su parte, Díaz Atienza y Marrero señalaron que el viaje a Washington, DC tuvo el propósito de llevar “un solo mensaje” a los actores del sector energético a nivel federal.

“Llevamos un solo mensaje, centrado en lo que ha dicho el gobernador (Ricardo Rosselló), desde que anunció la transformación de la Autoridad en enero de 2017. No queremos el mismo sistema (energético) de antes, queremos transformarlo”, dijo Marrero.

Estimó que los proyectos contenidos en el plan de recuperación podrían costar hasta $20,000 millones.

Según Marrero, el gobierno hace gestiones para conseguir fondos federales deasistencia pública –a través de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA)–, fondos de mitigación y de mejoras permanentes.

Ortiz, Díaz Atienza y Marrero señalaron, de paso, que el gobierno federal ha impuesto a Puerto Rico controles y procesos burocráticos que atrasan la obtención de los fondos federales. Indicaron que ninguna otra jurisdicción estadounidense atraviesa dichos procesos tras sufrir una emergencia.

“Gran parte de lo que hicimos en Washington también fue hablar sobre cómo agilizar los procesos y el desembolso de fondos”, indicó Díaz Atienza.


💬Ver 0 comentarios