Las fuertes lluvias podrían producir inundaciones urbanas. (GFR Media)

Los próximos días las condiciones del tiempo en Puerto Rico se mantendrán bastante típicas para esta época con mañanas soleadas y tardes lluviosas.

No obstante, para este fin de semana, se espera la entrada de una onda tropical, que aumentará la actividad de lluvias, específicamente el domingo, indicó el meteorólogo Ernesto Rodríguez del Servicio Nacional de Meteorología (SNM). 

 “Para hoy, y el resto del fin de semana, esperamos tiempo típico. O sea, mañanas con bastante sol y aguaceros en la tarde, enfocados en el interior y oeste de Puerto Rico provocados por la brisa marina y el calentamiento diurno”, explicó Rodríguez.

Se espera que la mayor intensidad de lluvia se registe a través del este de Puerto Rico.

Terminando la semana laboral, las condiciones marítimas se mantendrán bastante tranquilas, con mares de 5 pies o menos.

“No es hasta el lunes que las olas podrían aumentar un poco. Yo diría que deben aumentar después de que pase la onda. Después temprano, durante la semana que viene, el martes debe ver un aumento de cinco a siete pies en las aguas del Caribe”, explicó.

Para el lunes, el ente meteorológico pronosticó que se moverá otra onda a través de la isla, la cual aumentará nuevamente el potencial de lluvias.

Hoy, sin embargo, se espera otra mañana calurosa con un índice de calor por encima de los 102 grados Fahrenheit en el área costera del país del sur y norte.

Un patrón de aguaceros y tronadas aisladas dominarán las condiciones en el interior moviéndose a través del noroeste debido a que los vientos soplan del este-sureste.  

“También, hay posibilidad de ver aguaceros en el área de San Juan debido a que tenemos posibilidad de ver esa nube que se observa en el Yunque hacia el área metropolitana”, añadió el funcionario.

Las fuertes lluvias podrían producir inundaciones urbanas.

Los vientos soplarán del este entre 5 y 15 nudos.  Un riesgo moderado de corrientes marinas está vigente para las playas del norte de Puerto Rico. El resto del área está bajo.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC, por sus siglas en inglés) vigila un disturbio con probabilidad de desarrollo durante los próximos cinco días que está en el sureste Bahamas.

De igual forma, vigila un sistema ubicado justo al oeste de las islas de Cabo Verde. Las condiciones están favorables para el desarrollo de este sistema. Por lo que, una depresión tropical podría formarse a principios de la próxima semana mientras se mueve hacia el oeste sobre el Atlántico hacia las Antillas Menores.

El mes pico de la temporada de huracanes es septiembre. Así que, la actividad ciclónica en el Atlántico continuará durante los próximos días.


💬Ver 0 comentarios