Aunque se espera que una masa de aire seco entre a la región, no se descartan aguaceros dispersos a través del este y el oeste de Puerto Rico. (Archivo)
Los aguaceros no dejarían lluvias significativas a su paso.

El Servicio Nacional de Meteorología (SNM) anticipó condiciones relativamente tranquilas para este domingo, aunque se podrían desarrollar algunos aguaceros durante la tarde a través de diferentes sectores del oeste e interior de Puerto Rico.

Según el meteorólogo José Álamo, estos aguaceros serían disperos y no dejarían lluvias significativas que den paso a inundaciones.

“Hoy no se espera mal tiempo, honestamente. Tenemos algunos aguaceros bien leves y pasajeros que pasaron esta mañana, pero se van a desarrollar aguaceros dispersos más adelante cerca del mediodía y temprano en la tarde a través de sectores del oeste e interior de Puerto Rico. Ese cuadrante noroeste de Puerto Rico tiene una probabilidad de aguaceros dispersos”, detalló a El Nuevo Día.

El experto indicó que se espera que durante la tarde y la noche la probabilidad de lluvia disminuya e impere el buen tiempo. Para mañana, lunes, aguaceros afectarían a sectores del noreste, interior y oeste de la isla, respectivamente, durante la mañana y la tarde .

“Para mañana tenemos en el pronóstico algunos aguaceros dispersos, particularmente en horas de la mañana a través del noreste de Puerto Rico y después, en horas de la tarde, a través del interior y norte central hacia el oeste. Se espera que se patrón continúe por lo menos en la primera parte de la semana laboral, en el cual algunos aguceros y breves afectarían el sector este y noreste de Puerto Rico y entonces en la tarde esos aguaceros se mueven para sectores del interior, norte central y el oeste de Puerto Rico”, estableció.

Álamo precisó que el viento estará del este a entre 15 a 20 millas por hora (mph) en las áreas costeras, por lo que no estará ventoso, pero tampoco calmado.

Entretanto, el meteorólogo advirtió que las condiciones marítimas están “un poco” peligrosas, por lo que el SNM emitió una advertencia para operadores de embarcaciones pequeñas para las aguas del océano Atlántico y el mar Caribe, así como para los pasajes locales.

Indicó que el oleaje en las aguas del Atlántico estaría entre los 5 a 7 pies, mientras que en las aguas del Caribe se colocaría entre los 3 a 7 pies. Asimismo, existe un riesgo alto de corrientes marinas para la isla de Culebrita, en Culebra. Para el resto de Puerto Rico, incluyendo a Vieques, el riesgo de corrientes marinas está moderado.

Ante este panoprama, Álamo exhortó a los bañistas a ejercer precaución.

“El viento y el oleaje que está picado ayuda a que se desarrollen esas corrientes marinas y es por eso que tenemos este riesgo moderado a través de la mayoría de nuestras playas”, acotó.

💬Ver comentarios