El secretario de Salud, Carlos Mellado López, indicó que, además de recibir las dosis que se retrasaron por la tormenta invernal en EE.UU., ya se está registrando el aumento programado en las dosis que reciben de Moderna y Pfizer. (Ram—n "Tonito" Zayas)

Tras la interrupción en la llegada de vacunas como consecuencia de la tormenta invernal que afectó gran parte de EE.UU., las entregas de los antídotos elaborados por las empresas Pfizer y Moderna se reanudaron esta semana y se espera que en total las autoridades locales reciban 96,150 dosis.

El secretario del Departamento de Salud, Carlos Mellado López indicó que esto permitirá que en el resto de esta semana y la próxima cobre velocidad el proceso de inoculaciones que ya distribuyó 631,795 dosis, según alego, pese a que los datos publicados por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) refleja un avance mucho más lento.

Explicó que esto responde a que llevan un conteo manual de los casos, situación que, según dijo, también se repite en todas las jurisdicciones, muchas de las cuales muestran avances superiores, según los datos del los CDC.

“Esta semana va a ser una bastante productiva en cuanto a la vacuna... Vacuna que llega a Puerto Rico, vacuna que se administra. No tenemos vacunas guardadas ni nada de eso. Si hubiese ocurrido algo como eso ya el pueblo se hubiese enterado”, dijo en una confernecia de prensa el secretario, quien estimó que ya en la isla cerca de medio millón de personas deben haber recibido al menos una dosis de la vacuna.

“Nosotros tenemos un problema, y lo estamos resolviendo, de entrada de data. Es una data que se entra manual. Quizás dirán (preguntarán) por qué algunos estados han cumplido. Nosotros tenemos otro problema en el DS que es un problema de interconectabilidad. Es una de las situaciones que estamos resolviendo de cómo podemos mejorar el sistema de informática del sistema de salud... Ellos (Los CDC) están claros del problema. Todas las jursiducciones tienen el mismo problema. Eso no tiene que ver con ellos”, añadió.

Mellado López detalló que 56,250 de las vacunas que esperan recibir esta semana son para primeras dosis. El resto son para la segunda parte de las inoculaciones. Los antídotos se están enviando a los centros de inoculación establecidos en la Guardia Nacional y para eventos que desarrollarán en los pueblos de Yabucoa, Yauco, Vega Alta, San Lorenzo y Villalba. También reservaron dosis para los habitantes de Maricao, que no tenían proveedores para las inoculaciones.

Del mismo modo, canalizarán unas 12,000 dosis a través de 70 farmacias de la comunidad en 40 municipios. Esta distribución se coordina a través de la entidad Cardinal Health.

En el caso de Fajardo, el gobierno federal, a través del Retail Pharmacy Proyect, destinó unas 2,000 vacunas que serán administradas en la farmacia CVS en este municipio. Se seleccionó la tienda de este pueblo por tratarse de un área de alta incidencia de COVID-19 en días recientes.

La cadena de farmacias Walgreens, por su parte, recibirá esta semana 21,200 vacunas, cerca del doble de lo que reciben semanalmente.

El secretario indicó que, además de recibir las dosis, cuya llegada se retrasó por la tormenta invernal, hay un aumento en la cantidad de inoculaciones que el gobierno federal está distribuyendo entre los estados, territorios, gobiernos tribales y agencias federales, lo que ayudará el proceso significativamente.

Por su parte, el ayudante general de la Guardia Nacional, José Reyes, informó que esperan completar para este viernes el 100% (cerca de 54,000) de las inoculaciones inicialmente programadas para el personal de las escuelas públicas, privadas y centros de cuidado de infantes. Sostuvo que en la medida en que se ha adentrado el proceso de vacunas otros educadores han solicitado los pinchazos por lo que extenderán el proceso días adicionales. Precisó que, hasta hoy cerca de 50,000 personas que trabajan en estos centros de enseñanza y cuido han recibido su primera dosis y alrededor de 18,000 las dos dosis.

“Esperamos completar las primeras dosis al viernes y el 100% al 15 de marzo”, dijo Reyes.

Por otro lado, indicó que ya completaron las primeras dosis en los centros de cuido de adultos mayores y recalcó que los centros de vacunación abiertos en San Juan, Bayamón, Arecibo, Mayagüez, Ponce y Caguas operan con normalidad atendiendo a los citados.

Mellado López, por su parte, atribuyó a las vacunaciones la reducción en la tasa de hospitalizaciones, de utilización de respiradores artificiales y de muertes que se ha experimentado en las últimas semanas.

“Ahora estamos enfocados en pacientes mayores de 65 años y eso porque es la población que más índice de comorbilidad y mortalidad tiene. Esa estrategia, junto al énfasis en distribución en los municipios donde más casos hay, es lo que resulta en una disminución con pacientes que se compliquen y se mueran”, expresó el secretario.

Por otro lado, Mellado López reiteró ayer que la apertura de las escuelas a inicios de marzo no implica necesariamente el retorno de los estudiantes a clase. Dijo además, que las preocupaciones sobre la reapertura de los planteles que dependen de aires acondicionados o ventilación artificial es una preoucpación que comparten en el DS y afirmó que en la medida que progrese el proceso irán adecuando los protocolos para atender este novedoso reinicio de clases presenciales.

Resaltó que en las escuelas que abran buscarán identificar los estudiantes que son cuidados por sus abuelos o por adultos mayores para adelantarles las vacunas y protegerlos.

💬Ver comentarios